La portada de hoy
 
 

Estadio deportivo
FÚTBOL FRANCIA
ANÁLISIS 

El temblor del PSG

19.02.2020 | 18:08
El temblor del PSG

Era un edificio sólido, se paseaba por su campeonato con la altivez de quien se sabe superior hasta que el regreso de la Liga de Campeones hizo temblar, de nuevo, los cimientos del París Saint-Germain.

 


En la ida frente al Borussia Dortmund anoche, el equipo volvió a demostrar que la obsesión que tiene con la máxima competición europea atenaza a toda la entidad, incluidos los jugadores, que como reconoció el propio entrenador, Thomas Tuchel, estuvieron nerviosos.


El resultado, un 2-1 generoso con ellos por lo visto en el terreno de juego, les deja todavía margen de maniobra para superar la ronda en la que han caído en las tres últimas temporadas.


Pero el PSG perdió buena parte de la pátina de favorito que se había construido, con sus estrellas transparentes y un juego timorato frente al tercero de la liga alemana.


El revés, aunque no sea definitivo, ha terminado por mostrar todas las costuras que durante semanas se obstinaban en ocultar los dirigentes de la entidad.


Por una de ellas asoma el descontento de Neymar, que no deja pasar ocasión para mostrarse como un león enjaulado en el club que desembolsó por su fichaje 222 millones de euros para convertirlo en el futbolista más caro de todos los tiempos.


Al término del encuentro, en el que el exbarcelonista marcó el gol de la esperanza de su equipo, el brasileño reconoció que su rendimiento había estado por debajo de su nivel y culpó de ello al club, que le mantuvo en formol en los cuatro partidos anteriores por "miedo" a que se lesionara.


"Es difícil estar cuatro partidos sin jugar. No era lo que yo quería, fue el club el que tomó la decisión. Se ha hablado mucho. A mi no me pareció bien. Quería jugar, me sentía bien. Pero al club le entró miedo y ahora me critican a mi", dijo el futbolista.


Neymar sufrió una lesión intercostal el pasado 1 de febrero, pero no le impidió acabar aquel encuentro contra el Montpellier. Dos días más tarde celebró su cumpleaños en una gran fiesta en la capital, que Tuchel criticó: "No es la mejor manera de preparar un partido".


Desde entonces, el jugador no ha entrado en ninguna convocatoria del equipo hasta que viajaron a Dortmund, donde estuvo falto de ritmo.


Sus declaraciones tras el encuentro mostraron un descontento que había ocultado en las últimas semanas, cuando empezaba a hacer olvidar su tormentoso final de la pasada temporada, marcado por las lesiones, su deseo de irse al Barcelona y su divorcio con la afición.


Por si fuera poco, al ambiente de polémica se sumaron las críticas vertidas contra Tuchel por el hermano de Presnel Kimpembe, descontento con la posición que el entrenador reservó al futbolista en el campo.


En un vídeo difundido en las redes sociales y lleno de insultos el hermano del futbolista se sumó al clamor de críticas que la prensa reservó al entrenador alemán por sus decisiones tácticas.


En efecto, Tuchel se presentó en Dortmund con un 3-4-3, un dibujo inhabitual, apenas utilizado por el club y que se reveló poco eficiente.


El entrenador abandonó su clásico 4-4-2, jugó sin un punta claro, dejó en el banquillo al argentino Mauro Icardi y al uruguayo Edinson Cavani y situó como "9" al joven Kylian Mbappé, que en ese puesto no demostró su calidad.


Una decisión que le ha valido críticas en la prensa: Del "apuesta perdida" de L'Équipe al "decisión intrigante" de Le Parisien.


La realidad es que incluso Tuchel demostró que la presión de superar los octavos de la Liga de Campeones le hizo temblar.


En Dortmund, un PSG que se caracteriza por sus victorias, sumó su sexta derrota en los últimos 8 partidos a eliminación directa en la competición. Como si la exigencia del propietario catarí del club atenazara a toda la entidad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Estadio Deportivo
Estadio Deportivo
 
Avda. San Francisco Javier, 9 - Edificio Sevilla 2 planta 8, 41018 SEVILLA - Teléfono.: 95 493 39 40
POLÍTICA DE PRIVACIDAD | POLÍTICA DE COOKIES | Aviso legal