FÚTBOL LALIGA SANTANDER

Líder irrebatible, aspecto de campeón

14.07.2020 | 08:09
Líder irrebatible, aspecto de campeón

Dos puntos le bastan ya para ser campeón de la Liga al Real Madrid, que ya siente el título casi suyo, lanzado por un momento imponente desde la reanudación del torneo, ganador de cada uno de los nueve duelos disputados desde entonces, resolutivo en cada compromiso y un líder irrebatible, cuyo último triunfo lo construyó en cuarto de hora en Granada (1-2) y lo retuvo en el tramo final con Thibaut Courtois y Sergio Ramos.


Una victoria o dos empates. Nada más le separan ya de su trigésimo cuarto título de la Liga, pero también el primero desde 2017 o apenas el tercero en esta década. La primera ocasión es en el estadio Alfredo Di Stéfano de Valdebebas con el Villarreal, este jueves. La última, el domingo en Leganés. Si el Barça pierde, ni siquiera necesitará eso.


Hasta tal margen de error tiene el Real Madrid, que en cuarto de hora había golpeado dos veces en Granada, con dos goles de Ferland Mendy y Karim Benzema. Luego sufrió, por el gol de Darwin Machís y la reacción de su rival. Pero ganó. Otra vez. Porque, por ejemplo, tiene a Thibaut Courtois y a Sergio Ramos, que privó a su rival del 2-2 casi bajo la línea.


Su última derrota data del 8 de marzo. Después, ha devorado todos los puntos con una ambición inagotable, pero también con contundencia defensiva (nada más ha recibido tres goles en ese tramo) para tomar la cima y afianzarla con una expresiva firmeza. Nueve victorias: 27 de 27 puntos.


Las matemáticas aún sostienen que hay Liga. El resto de perspectivas, no tanto. Al momento imparable del Real Madrid sólo surge una oposición renqueante hasta que no se demuestre lo contrario, porque el Barcelona venció en Valladolid, pero sufrió como ya es habitual, siempre al filo de la decepción. Ya no tiene rotundidad, sólo la muestra de vez en cuando, como por ejemplo hace dos jornadas en Villarreal. Pero tiene recursos. En el Nuevo Zorilla fue Arturo Vidal, a pase de Lionel Messi. Aún necesita mucho más para creer en la Liga: no sólo ganar él -a Osasuna en casa y Alavés fuera-, sino que el líder no lo haga ninguna vez.
 

 

LA 'CHAMPIONS' DEL ATLÉTICO Y DEL SEVILLA


A la vez, la jornada reivindicó a Diego Costa. No está en su mejor versión. Ni siquiera tiene la titularidad indiscutible que se presuponía cuando volvió al club en el que despuntó en Europa, con aquella imponente revolución que lideró la conquista de la Liga en 2013-14 (la única de la última década que no han ganado el Real Madrid o el Barcelona). Su gol en el 1-0 al Betis remata la Liga de Campeones en inferioridad numérica, con épica y con antelación.


Ya es una certeza para el Atlético, que ha vencido en parte, nada más en parte, a la irregularidad y a una secuencia inasumible de empates, 15. Sólo ha perdido menos el Real Madrid, con tres derrotas por cuatro suyas, y ha alcanzado el objetivo prioritario, porque por octava vez consecutiva jugará la Liga de Campeones, cuando hace una década era algo extraordinario, pero su realidad actual quizá exige más: competir por el título hasta el final.


Ahora defiende la tercera posición, donde sostiene un pulso vibrante con el Sevilla, que también confirmó este lunes su acceso a la fase de grupos de la Liga de Campeones de la temporada que viene. Ha competido en el máximo torneo europeo en tres de las últimas cuatro ediciones, además de la próxima. Él ganó el domingo al Mallorca (2-0) y el tropiezo el lunes del Villarreal en su casa frente a la Real Sociedad hizo el resto (1-2).
 

 

VILLARREAL, GETAFE Y REAL SOCIEDAD, EN VENTAJA POR LA LIGA EUROPA


Ya no tiene ninguna posibilidad de Liga de Campeones, pero el Villarreal es el líder de la carrera por la Liga Europa, cuya agitación persiste, aunque a menos revoluciones. Ni siquiera su derrota contra un competidor más que directo como la Real, que despertó en el momento justo, con cabezazos de Willian José y Diego Llorente, altera su dominio por esa meta.


A tres puntos, con 54, están el Getafe y la Real Sociedad, también dentro de las plazas que invitan a la competición europea, aunque la última de ellas -la séptima- por medio de la fase de clasificación. Y al acecho surgen tres rivales: el Athletic Club (51), el Valencia (50) y el Granada (50), por ese orden.


Raúl García es el goleador más incontestable del Athletic. Pero no sólo eso. Es mucho más. También representa y alimenta la fe, la creencia y la insistencia del club rojiblanco en Europa. La promueve con una cantidad de tantos de nuevo impactante: 15. Un récord para él, mucho más atacante que centrocampista, y un plus para su equipo. No basta aún para Europa, pero sí al menos para comprimir una pugna que parecía ajena no hace mucho.


A efectos de la Liga Europa, la siguiente jornada es clave. Se resume -o se decide, dependiendo de los marcadores de esos encuentros- en seis duelos; los más complejos para los tres en ventaja: Real Madrid-Villarreal, Getafe-Atlético de Madrid, Real Sociedad-Sevilla, Athletic-Leganés, Valencia-Espanyol y Mallorca-Granada.
 

 

LEGANÉS, MALLORCA, CELTA O ALAVÉS PARA DOS PLAZAS DE DESCENSO


También persiste aún en duda parte del descenso. Sólo hay segura una plaza -el Espanyol-. Y quedan dos. El Leganés, que redescubrió su espíritu de resistencia en un 1-0 al Valencia en inferioridad numérica y con un penalti parado por Iván Cuéllar, y el Mallorca, derrotado por el Sevilla, insisten desde atrás en la búsqueda de lo imprevisible.


Porque, a 4 puntos los dos de la permanencia, no dependen de sí mismos. Es el peor de los pronósticos cuando queda tan poco y hay tanto en juego. Para el equipo del mexicano Javier Aguirre, cuyo calendario le enfrenta al Athletic y al Real Madrid, y para el balear, que recibe al Granada y visita al Osasuna, por ese orden esta semana.


Salvados ya el Eibar, por su victoria dominical 0-2 contra el Espanyol, y el Valladolid, como la pasada jornada lo hizo el Betis y como antes lo habían hecho el Levante y el Osasuna, el Alavés y el Celta sienten la presión en las dos últimas citas, aunque su renta aún les otorga un margen de error. Y una victoria les salva.


El bloque gallego recibe al Levante y visita al Espanyol; el equipo vitoriano viaja al Benito Villamarín para medirse al Betis y aguarda luego en casa al Barcelona. Para entonces, ya podría ser campeón el Real Madrid.


 

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Estadio Deportivo
Estadio Deportivo
 
Avda. San Francisco Javier, 9 - Edificio Sevilla 2 planta 8, 41018 SEVILLA - Teléfono.: 95 493 39 40
POLÍTICA DE PRIVACIDAD | POLÍTICA DE COOKIES | Aviso legal