Conclusiones que deja el derbi

04.09.2018 | 12:09

Mucho más que el VAR. El debate postderbi lo ha centrado la polémica jugada en la que Gil Manzano expulsa a Roque Mesa al mostrarle la segunda cartulina amarilla, según interpretó, por obstaculizar a Pau López cuando éste se disponía a sacar de puerta. Se equivocó en su decisión el colegiado. Roque Mesa estuvo torpe, se la jugó innecesariamente, pero después de ver la jugada muchas veces y desde todos los ángulos posibles, resulta evidente que Pau cambió su trayectoria para echarse encima del jugador del Sevilla y derribarle. Tal vez lo más justo habría sido pedir a ambos que se levantaran y reanudar el juego. Si Gil Manzano hubiera recurrido al VAR, hasta podría haber pitado penalti y expulsión. Optó por amonestar a Mesa y la polémica ha ensombrecido otras conclusiones en un derbi en el que, al margen de esa acción, hizo más méritos el Betis para ganar.

El Betis ganó la posesión. Sin hacer grandes inventos, aunque con algún retoque en el estilo, como renunciar a sacar el balón jugado desde atrás para evitar errores y eludir la presión alta del Sevilla, Setién logró uno de sus objetivos, tener más posesión (62% contra un 38% aproximadamente). En el último derbi, con Caparrós en el banquillo, el Sevilla le arrebató el balón en muchas fases del partido y, sin él, el Betis lo pasa mal. Aún así, a los de Setién les faltó velocidad en la circulación y profundidad para crear ocasiones de gol; y el Sevilla estuvo más preocupado de defender que de dar el paso al frente que demandan sus seguidores para no caer en el planteamiento de equipo pequeño. De esto último debe tomar buena nota Machín en su libreta, porque los sevillistas difícilmente van a estar contentos con un equipo que no sea dominador. Y muchos menos, cuando de un derbi se trata.

Se igualan las fuerzas. Las fuerzas entre los dos clubes sevillanos se han igualado después de más de una década de claro dominio sevillista. Doce años después, el Betis ha ganado un derbi en el Benito Villamarín y de los tres que se han disputado en este 2018, dos los ha ganado el Betis ('manita' 3-5 en el Sánchez-Pizjuán y el triunfo por la mínima en este último) y en el que cerraba la pasada campaña el Sevilla sólo pudo arrancar un empate a dos que, al menos, le ha servido para repetir un año más en Europa. La continuidad de Setién y la aportación de Serra Ferrer han elevado el nivel de una plantilla que debe competir en la Europa League y en la Copa del Rey, intentando también amarrar un puesto europeo en LaLiga. El Sevilla, en el 'Año II' después de Monchi, inicia un nuevo proyecto -con Caparrós y Machín- que necesita tiempo para acoplarse conviviendo con el siempre alto nivel de exigencia que acompaña al 'Pentacampeón' de Europa.

Un parón para ajustar sin internacionales. Aunque al Betis, tal vez, le habría venido bien aprovechar la inercia del buen sabor de boca que deja la victoria en el derbi para afrontar su difícil salida a Valencia, el parón de selecciones dará un respiro que sí necesita el Sevilla. En la atípica pretemporada sevillista, con los partidos oficiales previos a la fase de grupos de la Europa League, Machín debe aprovechar el descanso para ajustar su sistema antes de recibir al Getafe y hacerlo más flexible, llegado el caso, para ajustarse al plantel que le ha quedado después del mercado estival. El problema es que algunos de los nuevos, como Promes, Gnagnon o André Silva se marchan con sus respectivas selecciones. Tampoco podrá contar con los dos porteros -Vaclik y Juan Soriano-, ni con el 'Mudo' Vázquez. Un total de seis ausencias tendrá Machín, mientras que Quique Setién pierde a siete futbolistas: Pau López, Carvalho, Boudebouz, Mandi, Lo Celso, Junior y Francis.

Serra ha mejorado el plantel. El derbi ha sido también el primer test para medir el potencial de las plantillas que han configurado Serra y Caparrós. Es muy pronto para emitir un juicio certero, pero ya se intuye que la del Betis es mejor que la del año anterior. Cuatro nuevos se estrenaron ante el Sevilla, Pau López, Carvalho, Canales e Inui. Serra ha acertado en la difícil misión de suplir el liderazgo y el rendimiento de Adán. De hecho, Pau se estrena como internacional absoluto. Ha ganado físico con Carvalho y Sidnei -también tuvo minutos al final-, y recursos para el control del juego con Canales, Inui y lo mucho que se espera de Lo Celso. Sólo se echa en falta a un sustituto para Junior en el lateral izquierdo, aunque Tello tiene recorrido para dar relevo al canterano en esa posición. Extraña, de momento, que Sergio León no haya tenido ni un solo minuto de juego.

Lo tenía difícil Caparrós. Tres fichajes jugaron el derbi: Vlacik, Sergi Gómez y André Silva, además de Roque Mesa, a quien hay que considerar un refuerzo más. También tuvieron minutos Gonalons, Aleix Vidal y Promes. En su estreno en la dirección deportiva, Caparrós se ha encontrado con la dificultad de llevar a cabo una enésima revolución. Hasta 14 salidas y 10 altas. El equipo ha perdido a dos jugadores top, NZonzi y Lenglet, y otros más fácilmente reemplazables. Aleix mejora a Corchia; Roque Mesa a Pizarro; Promes debe aportar más que Correa; en la renovación de la portería, Vaclik ha silenciado los rumores que generaba Rico; y seguramente pasarán pronto al olvido futbolistas como Carole o Geis. Otros, como Layún o Ganso, se recordarán por su posible llegada al Betis el primero y por el eterno debate -calidad sin ritmo- en torno al brasileño.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Servicios

Nuestra Opinion

Nuestra Opinión

Sigue las opiniones de nuestros periodistas.

Hemeroteca

Hemeroteca

Toda la información de Estadio con solo un click.

Multimedia

Galería Fotográfica

Galería Fotográfica,Betis, Sevilla FC y mucho más...

El tiempo

El tiempo

Consulta el tiempo en Estadio Deportivo.

Descarga nuestra APP

Descarga nuestra APP

Toda la informacion deportiva en tu bolsillo.


Estadio Deportivo
Estadio Deportivo
Avda. San Francisco Javier, 9 - Edificio Sevilla 2 planta 8, 41018 SEVILLA - Teléfono.: 95 493 39 40
Política de Privacidad | Aviso legal