Estadio DeportivoHueco blanco

La presión de sustituir al mejor de la historia: Álvaro Cervera y Diego Martínez

Sergio González y Robert Moreno están reemplazando a dos leyendas como son Cervera y Diego Martínez

La presión de sustituir al mejor de la historia: Álvaro Cervera y Diego Martínez
Álvaro Cervera, Sergio González, Robert Moreno y Diego Martínez - Jesús Mejías
Jesús MejíasJesús Mejías4 min lectura
El Cádiz se enfrenta este lunes al Granada en Los Cármenes en un partido trascendental para ambos conjuntos. Los locales llegan a la cita en su peor momento de la temporada, con cinco derrotas consecutivas y Robert Moreno vuelve a ser discutido, incluso se habla de que en caso de derrota, sería destituido. En el caso de los gaditanos, saben que el derbi andaluz es su última gran oportunidad de recortar distancias con la permanencia. En estos momentos, ambos conjuntos están separados por cuatro puntos, por lo tanto si el submarino amarillo logra su cuatro triunfo del curso, se colocarían a tan solo un punto de la salvación y con diferencia de goles a su favor.

El duelo de banquillos se antoja importante para sus dos inquilinos. De un lado Robert Moreno, un entrenador cuyo rendimiento ha sido examinado con lupa casi desde el primer entrenamiento. El catalán aterrizó este verano para sustituir a Diego Martínez, un técnico que cogió al Granada en Segunda división y durante su estancia en el banquillo nazarí llevó al equipo a Primera división, a unas semifinales de Copa del Rey y a la Uefa Europa League.

Las comparaciones son odiosas, y Robert Moreno no termina de asentarse en la banquillo granadino. Salieron futbolistas importantes como Rui Silva, Yangel Herrera o Roberto Soldado en el mercado veraniego, jugadores que habían sido muy importantes en las últimas temporadas.

Los resultados no terminan de llegar, el equipo no logra alejarse de manera definitiva del descenso y el fuerte carácter del técnico, que ha tenido algún roce con la prensa local, no ayuda. Además, el nombre de Diego Martínez sigue teniendo mucha fuerza en Granada y los aficionados del equipo nazarí sueñan con su regreso.

En el caso del Cádiz, la salida de Álvaro Cervera no se produjo en verano, sino a mitad de temporada, justo en la apertura del mercado invernal. Los malos resultados en liga provocaron que Manuel Vizcaíno tomara la decisión de cesar al guineano y fichar a Sergio González, un técnico con experiencia en clubes como el RCD Espanyol o el Real Valladolid.

El catalán ha logrado cambiarle la cara al equipo, que a pesar de solo haber ganado un partido de los cinco que ha disputado desde la llegada del nuevo entrenador, ha vuelto a competir y dar señales de que puede salvarse.

La realidad es que existe, aunque cada vez menos, una división dentro del cadismo por la salida de Álvaro Cervera, un entrenador que cogió al submarino amarillo en Segunda división B y en seis años logró dos ascensos y la mejor clasificación histórica del club en Primera división.

Al contrario que en Granada, en Cádiz no hay voces críticas en torno a la figura de Sergio González. Los refuerzos invernales están funcionando, jugadores como Alcaraz o Fede San Emeterio han ayudado a que la imagen del equipo mejore.

Sergio González y Robert Moreno, dos entrenadores que tienen la complicada tarea de lograr la permanencia con sus equipos, pero más complicado aún, superar al mejor técnico en la historia de cada club: Álvaro Cervera y Diego Martínez.