Claude Puel

"Para Ben Arfa era mejor el Sevilla"

Habla quien mejor lo conoce

Viernes, 02 de diciembre de 2016
Grupo XIV de 3ª División

Brutal pelea entre hnchas en el Badajoz-Amanecer

(VÍDEO) Se salda con tres heridos

Gran inicio del equipo de Sampaoli 

River Plate 1-3 Sevilla F.C.: Soñar es posible

Gameiro, Konoplyanka y N'Zonzi anotaron los goles de un Sevilla enchufado, vertical y letal.

El Sevilla celebra uno de sus goles.
 17-07-2016 09:30

Si con poco más de una semana de preparación, con un nuevo técnico, nuevo sistema, varios jugadores recién aterrizados, alguna ausencias importantes€ le ganas a todo un vigente campeón de América con relativa claridad sólo se puede evaluar con una buena nota. Y eso es lo que ha hecho el Sevilla en su estreno en la presente temporada, derrotar a un equipo de su nivel, que además, estaba más rodado y que le había vencido hacía apenas año y medio.

Pero este Sevilla ha sido otro muy diferente al que se vio entonces en el Monumetal de Núñez. Éste ha sido un equipo más vertical, más intenso, más€ letal, más como quiere Sampaoli; un equipo que, ya rodado, puede hacer soñar a Nervión con muchas tardes de gloria. De momento, con este 1-3, basta para que los aficionados sevillistas se froten las manos. Como prometió el técnico argentino, vistosidad y espectáculo parecen garantizados.

En el once inicial sólo dos nuevos, Kranevitter y Sarabia, pero también alguna que otra declaración de intenciones, como la presencia de un Iborra al que algunos no veían que encajara en el sistema de Sampaoli o a un Mariano que podría salir en el caso de que se fichase a otro jugador extracomunitario. Ambos demostraron que tienen sitio en este equipo y que, a ganas, pocos les superan.

El inicio del encuentro fue espectacular. Si Sampaoli había repetido una y otra vez que quería un equipo protagonista, que tuviera el balón, presionara y metiera al rival en su campo, sus jugadores debieron tomárselo al pie de la letra, porque River Plate tardó siete minutos en atravesar la línea de centro. Y para entonces, Gameiro ya había adelantado a los de Nervión, que habían tenido otras dos ocasiones para haber ampliado la cuenta, aunque Sarabia, Iborra y Vitolo no habían estado tan acertados.

Tras ese empuje inicial y un dominio casi absoluto ante un rival de nivel, la normalidad se impuso y River Plate, poco a poco, fue adelantando metros y haciéndose con el centro del campo. Parecía lógico que un equipo más rodado y hecho mandara ante un rival que jugaba con un estilo nuevo y un técnico que apenas ha tenido una semana para introducir sus ideas.

En la primera llegada, Rodrigo Mora, de volea, a punto estuvo de igualar la contienda. Fue el inicio a diez minutos en los que los ´Millonarios´ devolvieron la moneda y encerraron en su área a un Sevilla que, no obstante, también demostró saber defenderse en su área y, aunque el balón rondó la portería de David Soria, éste apenas sufrió. Ante la imposibilidad de entrar, los argentinos lo intentaban desde lejos, pero los disparos de Ponzio y D´Alessandro se marcharon muy desviados.

Mediada la primera parte y una vez superada esta etapa de sufrimiento, el partido se igualó, bajó el ritmo y las ocasiones se sucedieron en una y otra portería, aunque de forma más espaciada. Eso sí, las más clara tenían color andaluz: Batalla le sacó un balón a Mariano que se iba dentro (24´) y Gameiro, justo antes del descanso, tuvo una ocasión franca, tras un taconazo de Iborra, para haber ampliado la diferencia. Rodrigo Mora, muy bien defendido, había sido el más incisivo por los bonaerenses.

Tras el descanso, River salió dispuesto a devolverle la jugada al Sevilla y, aprovechando que los cambios habían descolocado algo al equipo de Sampaoli, metió a su rival en el área y contó con tres ocasiones claras para haberse adelantado. Ahí apareció una mano increíble de Soria a disparo de Alario cuando el balón iba a la escuadra. Al propio delantero franjirrojo se le fue un remate por muy poco; por casi los mismos centímetros que se marchó el disparo, desde la frontal, del Pity Martínez.

Ya estaban sobre el campo Correa, al que se le vio con ganas pero algo perdido, y un Konoplyanka que quería reivindicarse. Y bien que lo hizo, porque una vez superado el arreón inicial bonaerense, el ucraniano asumió el mando y empezó a llegar por la izquierda causando estragos en la defensa rival. Si en su primera llegada el balón se le fue alto y, en la segunda, cortó la defensa, a la tercera llegó el gol. Era el minuto 60 y hacía varios minutos que el Sevilla, a la contra, estaba avisando. Correa fue el encargado de dar el pase y el ex del Dnipro de ejecutarlo.

El gol de Konoplyanka dejó K.O. a su rival, que se vio a merced de un Sevilla dueño y señor del campo durante cinco minutos, los que le bastaron para sentenciar. El tercero llegó tras un córner mal despejado por la defensa millonaria, que aprovechó N´Zonzi para marcar a placer. Incluso pudo el Sevilla ampliar el marcador poco después tras una gran jugada de Gameiro que Escudero, que acababa de entrar, no supo culminar.

Y del 0-4 se pasó al 1-3 en una jugada esporádica, en el que el mediocampo de River robó el balón, tuvo lugar un centro sobre el área sevillista que encontró la cabeza de Simeone, uno de los cuatro que el ´Muñeco´ Gallardo había dado entrada para tratar de enmendar el estropicio, y el hizo del técnico del Atlético la colocó pegada al palo, donde no podía llegar Soria.

Ese gol fue un revulsivo para River, deseoso de lavar la afrenta que estaba recibiendo y que, en los minutos siguientes, apretó con fe en pos de un segundo gol que le abriera las puertas del milagro. Pero entre el buen hacer sevillista y una multitud de cambios que paraban una y otra vez el juego, poco fútbol se pudo ver de ahí al final. Si acaso, lo que pudo llegar fue algún nuevo gol de un Sevilla que, con espacios, creaba peligro cada vez que cogía la pelota. Tampoco ocurrió esto y el partido acabó con un 1-3 que deja muy buen sabor de boca entre sus aficionados y respalda el trabajo inicial de Sampaoli.

Ficha técnica:

River Plate: Batalla, Mayada, Maidana, Vega, Casco (Olivera 78´), Ponzio (Domingo 72´), Nacho Fernández, Pity Martínez Andrade 67´), D'Alessandro (Pisculichi 67´), Mora (Driussi 67´) y Alario (Simeone 67´).

Sevilla FC: David Soria, Mariano (Coke 46´), Pareja, Carriço (Ivi 78´), Kolo, N'Zonzi, Kranevitter (Correa 46´), Vitolo (Escudero 68´), Sarabia (Konoplyanka 46´), Iborra (Cotán 78´) y Gameiro (Boutobba 84´).

Goles: 0-1 (3´) Gameiro; 0-2 (60´) Konoplyanka; 0-3 (66´) N´Zonzi; 1-3 (74´) Simeone.

Árbitro: Esteban Rosano (EE.UU.). Amonestó a Vitolo, Pity Martínez, Pareja y Ponzio.

Incidencias: ESPN Sports Complex (Orlando, EE.UU.). Buena entrada con mayoría argentina.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Servicios

Nuestra Opinion

Nuestra Opinión

Sigue las opiniones de nuestros periodistas.

Hemeroteca

Hemeroteca

Toda la información de Estadio con solo un click.

Multimedia

Galería Fotográfica

Galería Fotográfica,Betis, Sevilla FC y mucho más...

El tiempo

El tiempo

Consulta el tiempo en Estadio Deportivo.

Descarga nuestra APP

Descarga nuestra APP

Toda la informacion deportiva en tu bolsillo.


Estadio Deportivo
Estadio Deportivo
Avda. San Francisco Javier, 9 - Edificio Sevilla 2 planta 8, 41018 SEVILLA - Teléfono.: 95 493 39 40
Política de Privacidad | Aviso legal