Hueco blanco

Las notas de los jugadores del Sevilla ante el Mallorca

Las notas de los jugadores del Sevilla ante el Mallorca
26
Se quedó en el banquillo.

Estrellados contra un muro y su propia precipitación, los nervionenses aplazaron otra jornada más la consecución de la plaza de Champions

Villa GómezVilla Gómez7 min lectura
Sigue sin carburar este Sevilla FC, al que se le está haciendo eterna la temporada 2021/2022. Aunque tenía la opción de zanjar ya la clasificación para la Champions con un triunfo ante el Mallorca, los de Julen Lopetegui fueron incapaces de pasar del 0-0, por lo que sumaron un punto de momento insuficiente y que les descarta ya para la segunda plaza, que daba plaza también directa para la Supercopa de España. Fue un ejercicio de impotencia por parte de los blanquirrojos, que terminaron volcados sobre el área de Manolo Reina, quizás un poco desordenados, pero con muchísimos hombres de ataque, que no hallaron el camino.

Toca redoblar esfuerzos en las dos jornadas que quedan, empezando por la visita al Wanda Metropolitano, donde les esperará el domingo un rival directo por esas posiciones de UCL, el Atlético de Madrid, aunque todavía habrá una última carta en el Sánchez-Pizjuán contra el Athletic para sellar el objetivo principal del curso, un premio suficientemente importante como para olvidar este amargo final, con el público harto de la ausencia de un patrón claro de juego y, sobre todo, de los muchos apuros para hacer gol.







BONO: 7
Tiene mucho mérito estar tan concentrado y reaccionar con reflejos y fiabilidad cuando te llegan muy pocas veces. Seguro en el primer tiempo a tiro de Antonio Sánchez y felino para abortar el remate de cabeza abajo de Muriqi en la reanudación.


JESÚS NAVAS: 6
Mucha profundidad para servir la batería de centros de casi todas las jornadas, esta vez sin premio. Se resintió de unas molestias musculares.


KOUNDÉ: 6
La tensión y la ansiedad por sellar la Champions hace que zagueros poco falibles como el francés cometan errores como el del principio, con una peligrosa cesión en corto a Diego Carlos que pudo costar muy caro. No fue lo más reseñable de su actuación, claro, porque se fajó con Ángel y merodeó el campo rival como de costumbre, buscando remates y centros por igual.


DIEGO CARLOS: 5
Como Koundé, tenía la encomienda no ya de incorporarse en la estrategia, sino también de sorprender en ataques elaborados. Se las tuvo tiesas con un 'igual' como Muriqi y sufrió un poco con la presión alta del Mallorca.


ACUÑA: 6
Sus centros tensos generaban mucho peligro. Sorprendió verle en parcelas interiores durante la fase de más desconcierto tanto en la resta como en la creación, tirando del equipo hacia arriba. Como también es habitual, pasado a veces de revoluciones desde que vio la amarilla.


GUDELJ: 5
Algo solo en la contención, debía abarcar demasiados metros. Con la salida de Delaney, prácticamente ejerció de tercer central, apagando varios fuegos.


JOAN JORDÁN: 4
Con Gudelj como pivote más posicional, se sintió más libre para flotar entre líneas y llegar hasta las inmediaciones del área contraria, pero eso supuso que dejara un pasillo expedito para las contras bermellonas.


PAPU GÓMEZ: 6
Con la responsabilidad de llevar la iniciativa, a veces arriesgaba en exceso volviendo, como en el robo del primer tiempo que casi supone un gol en contra, pero lo compensó en el alargue evitando el tanto de Maffeo. Su persistencia y fe en sus posibilidades son loables.


LAMELA: 5
Ayudas interesantes en defensa y diagonales rápidas en conducción, dejando todo el costado derecho para Navas. Al final, algo atolondrado en sus movimientos.


TECATITO CORONA: 7
Tremendamente vertical, manejar las dos piernas le permitía percutir por fuera y por dentro, poniéndose a menudo de gol. Dificilísimo de atar en corto. Como carrilero, no perdió un ápice de vocación ofensiva, añadiendo también clarividencia por los pasillos interiores.


RAFA MIR: 4
Tiene muchas ganas de agradar y una virtud innegable: se sitúa bien en el área, haciéndose hueco o apareciendo en el sitio adecuado para rematar, pero le está faltando contundencia en el remate y, sobre todo, puntería. Tuvo dos clarísimas, yéndose de vacío al poco de la reanudación.


DELANEY: 5
Cumple en lo suyo, pero además tiene presencia frecuente en el área contraria.


EN-NESYRI: 5
Potentísimo por arriba, apenas tuvo opciones claras de remate, sin espacios para los desmarques que le gustan. Luchó cada balón como si fuera el último y tuvo una gran ocasión con el tiempo cumplido, pero el paradón de Manolo Reina le frustró.


OCAMPOS: 4
Perdido en una maraña de piernas que no supo horadar. Ni abierto ni adentrándose en el área tuvo trascendencia.


MARTIAL: 4
Hizo la guerra por su cuenta, quizás algo desubicado, perdiendo balones prometedores y desaprovechando servicios en ventaja. Tuvo la mejor de su equipo, con un gran control orientado, pero, casi sin ángulo, no encontró puerta.


RAKITIC: 5
Apenas tuvo tiempo de aportar el temple y el criterio que le caracterizan, pero Lopetegui apostó al final por su precisión a balón parado.


JULEN LOPETEGUI: 5
El vasco dispuso a su equipo con el ya habitual en las últimas semanas 1-4-2-3-1, juntando a Gudelj con Jordán en la sala de máquinas y apostando por calidad y desequilibrio en la línea de mediapuntas, pero el Mallorca hizo bastante daño en las contras cuando robaba por la existencia de un auténtico pasillo. Los nervionenses mejoraron en la presión tras pérdida en la reanudación. El míster blanquirrojo terminó metiendo casi toda la pólvora que le quedaba, arriesgando por fuera y desordenando un poco el dibujo en busca de inspiración e improvisación en ataque.