El caladero francés, aún más económico para Monchi

12.01.2021 | 16:53
Monchi, director deportivo del Sevilla FC.

Los clubes franceses de fútbol iniciaron este martes una reunión con el sindicato de jugadores para negociar una reducción de sueldo de los futbolistas de la Liga a causa de las consecuencias económicas de la pandemia y del fiasco de los derechos de televisión.

La ausencia de público, la disminución de anunciantes y, finalmente, la pérdida del dinero de la televisión tras la salida de Mediapro, han afectado las finanzas de los clubes franceses hasta colocarlos cerca de la bancarrota en algunos casos y dejando como única salida para salvar las cuentas la bajada de los sueldos de sus jugadores.

El presidente de la Dirección Nacional de Control de Gestión de los clubes en Francia, Jean-Marc Mickeler, estimó en el diario L'Équipe en 800 millones de euros las pérdidas en la Liga al final de esta temporada, y recalcó: "Sin una reducción salarial drástica, el modelo actual no se sostiene".

Otros equipos internacionales, así como varios en España, ya han tomado medidas y reducido el salario de sus trabajadores y jugadores, algo que la Ligue 1 quiere hacer ahora de manera centralizada. Una situación que, a todas luces, propiciará la fuga de talentos hacia otras competiciones, como bien es el caso de LaLiga española.

Aunque en España los clubes también están sufriendo las consecuencias económicas de la pandemia, los salarios siguen siendo superiores por regla general, amén de contar con un mayor nivel deportivo. Diferencias que directores deportivos como Monchi, por ejemplo, siempre ha sabido aprovechar para incorporar talento procedente del 'caladero' francés a la disciplina del Sevilla FC. 

Según Mickeler, una reducción del 30% permitiría equilibrar las cuentas de los equipos, que pagaron 780 millones de euros al año en sueldos a los jugadores profesionales en la temporada 2018-2019.

Uno de los representantes de los equipos que hoy se reúne con los sindicatos es el presidente del Stade de Reims, Jean Pierre-Caillot, que aseguró en una entrevista a Le Monde que los ingresos de los clubes por entradas se han reducido a cero.

Caillot añadió que la retirada de los derechos televisivos de Mediapro ha dejado un agujero de 600 millones de euros en la Liga, que en el caso del Reims y de otros clubes representa casi el 60 % de su presupuesto, mientras que los sueldos de los jugadores suponen, de media, el 54 %.

Con la retirada de Mediapro, la Liga espera que Canal+ lance su oferta pero la productora, a su vez, mira hacia el Gobierno para que éste se implique en la gestión de los derechos del fútbol.

"Afortunadamente, los sindicatos viven en el mismo mundo que nosotros y entenderán que bajar los salarios es la única opción que nos queda", afirmó el presidente del Reims.

La precaria situación financiera en la que la pandemia ha dejado el sector del deporte amenaza con dejar en la bancarrota a equipos históricos como el Girondins de Burdeos, que según avanzaron medios locales, prevé despedir a una veintena de empleados para compensar el déficit, previsto hasta ahora en 67 millones pero que podría ascender a 80 millones al final de temporada.

Otros clubs, como ya hizo el Olympique de Lyon y ahora ha propuesto el Montpellier, apuestan por convertirse en propietarios de sus estadios, que en su mayoría son de titularidad municipal, para alquilarlos para eventos deportivos o conciertos como vía de financiación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Estadio Deportivo
Estadio Deportivo
 
Avda. San Francisco Javier, 9 - Edificio Sevilla 2 planta 8, 41018 SEVILLA - Teléfono.: 95 493 39 40
POLÍTICA DE PRIVACIDAD | POLÍTICA DE COOKIES | Aviso legal