La portada de hoy
 
 
Estadio deportivo

Sabor argentino para un Sevilla lanzado

09.11.2021 | 08:15
Sabor argentino para reforzar a un Sevilla lanzado

El incontestable triunfo del Sevilla este domingo en el campo del Real Betis (0-2), en el derbi contra el 'eterno rival', tuvo un sabor argentino claro, merced a la calidad y aportación de gente como Marcos Acuña, Lucas Ocampos y Gonzalo Montiel, para reforzar a un equipo lanzado en LaLiga, tercero a un punto del líder, la Real Sociedad, e igualado con el Real Madrid.

Con una notable colonia argentina que completan Erik Lamela, titular en el Benito Villamarín, y Alejandro 'Papu' Gómez -suplió al primero a un cuarto de hora del final-, el Sevilla se reencontró imponiendo su estilo y con un gran partido ante el Betis, marcado, eso sí, por la expulsión de otro internacional con la Albiceleste. La cruz, en este caso, fue el bético Guido Rodríguez.

El derbi de la capital andaluza tuvo un dominador claro, el conjunto de Julen Lopetegui, dueño absoluto del balón, en especial en la segunda mitad al quedarse el Betis con diez al filo del descanso por la doble amarilla a un Guido pasado de revoluciones, que no midió sus acciones y que ya ha asumido su error públicamente.

"Nada peor que dejar al equipo con un jugador menos, soy el primero en aceptar mi error y trabajar para corregirlo. Estos momentos son los qué hay que pasar, levantar la cabeza y seguir", reconoció el centrocampista verdiblanco, clave en el entramado defensivo del equipo entrenado por el chileno Manuel Pellegrini.

En la alegría vivida por los sevillistas, como corresponde a ganar el duelo de la máxima rivalidad sevillana, cobraron especial protagonismo dos laterales argentinos, ambos internacionales y curtidos en mil batallas: Montiel en el lateral derecho y el 'Huevo' Acuña, autor del 0-1 de un trallazo impresionante, en el izquierdo.

En ese costado, Acuña, omnipresente y una pesadilla para el Betis por esa banda, sobre todo para el lateral diestro Héctor Bellerín, tuvo a un aliado fiel y de categoría, otro internacional albiceleste: Ocampos, un purasangre siempre, que va adquiriendo su mejor forma, muy incisivo y peligroso en el derbi.

Con su profundidad y verticalidad, y apoyados en un fútbol de toque y posesión y en el nivel superlativo mostrado por el Sevilla en el medio campo con el brasileño Fernando Reges, Joan Jordán y el croata Ivan Rakitic, Acuña y Montiel, éste tras soltarse después de empezar más conservador y algo dubitativo, fueron dos 'puñales' por sus bandas.

Ya con el Betis en inferioridad, por la expulsión de un sobreexcitado Guido Rodríguez, Acuña aprovechó en el minuto 55 un pase atrás de Ocampos, ganador de muchos duelos a pierna cambiada desde la izquierda, para lanzar un obús cerca de la escuadra derecha del chileno Claudio Bravo para hacer el 0-1.

El lateral zurdo, nacido hace 30 años en Zapala (provincia de Neuquén), destacó tras el encuentro contra el Betis que "todos los goles tienen un sabor lindo", aunque admitió que "marcar en un clásico da una satisfacción muy hermosa".

Su compatriota Montiel, en su primer derbi sevillano tras fichar este pasado verano por el Sevilla desde el River Plate, firmó su mejor actuación desde su llegada al Sevilla y, aunque en el primer tiempo no se prodigó en exceso, algo temeroso, en el segundo fue una pieza clave en los ataques de su equipo, abriendo mucho el campo por la derecha y por sus continuas y peligrosas incursiones por esta banda.

En una de ellas llegó el 0-2, a 9 minutos del final, que sentenció la victoria en del Sevilla en casa del Betis. El menudo lateral diestro de la selección de Argentina, nacido hace 24 años en González Catán (provincia de Buenos Aires) y hábil y a la par disciplinado tácticamente, mandó un centro tenso al área y el bético Bellerín lo introdujo en su portería al intentar despejar.

A pesar de sus titubeos iniciales, Gonzalo Montiel tenía en este derbi la difícil misión de suplir a un referente del Sevilla, el incombustible Jesús Navas, baja para unos dos meses por una lesión muscular, y cumplió con nota, mientras que sus compatriotas argentinos en el Betis no tuvieron su mejor noche.

Guido Rodríguez condicionó claramente el partido con su expulsión justo cuando se llegaba al descanso y el central Germán Pezzella se afanó en defensa, pero ni estuvo contundente ni ayudó a que el Betis sacara el balón jugado desde atrás.

Ambos han sido convocados por el seleccionador argentino, Lionel Scaloni, para los compromisos internacionales en este nuevo parón de LaLiga y en la concentración de la Albiceleste se reencontrarán con tres sevillistas igualmente citados: Montiel, Acuña y el Papu Gómez.

A estos tres últimos, como a sus compatriotas Lamela y Ocampos, se les ha quedado, sin duda, un mejor sabor de boca tras un derbi que mantiene al Sevilla tercero, si bien el Betis, pese a esta dolorosa derrota, sigue quinto, aunque ya a 7 puntos del líder, la Real Sociedad, y a 6 de su eterno rival.

 

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Estadio Deportivo
Estadio Deportivo
 
Avda. San Francisco Javier, 9 - Edificio Sevilla 2 planta 8, 41018 SEVILLA - Teléfono.: 95 493 39 40
POLÍTICA DE PRIVACIDAD | POLÍTICA DE COOKIES | Aviso legal