Hueco blanco

El sueño frustrado de Rafa Martínez, el Betis y el 17 de Joaquín

El alero de 40 años, nacido en Barcelona pero de orígenes en Alcalá del Río (Sevilla), acaba de anunciar su retirada del baloncesto profesional tras dos décadas en las que sólo le faltó una cosa

El sueño frustrado de Rafa Martínez, el Betis y el 17 de Joaquín
- Estadio Deportivo
Estadio DeportivoEstadio Deportivo3 min lectura
El alero Rafa Martínez, que acaba de anunciar su retirada a los 40 años tras diecinueve temporadas en la ACB, reconoció este sábado que le "quedará siempre la espina de no haber podido jugar en el Real Betis", de cuyo equipo de fútbol es un fervoroso hincha.

"Siempre me imaginaba jugando en Sevilla, la tierra de mis padres, una tierra que también considero mía, pero es algo que no dependía de uno y no pudo ser. Con la denominación de Cajasol hubo contactos. Mi agente sabía que era una opción que me gustaba, pero no pudo concretarse", señaló Rafa Martínez en una entrevista con la agencia EFE.

El jugador catalán tuvo "el sueño de jugar en el Betis al lado de Joaquín, un ídolo. Los dos con el '17', pero no pudo ser" porque "en esta vida, no se puede tener todo", aunque insistió en que "habría sido un final bonito e increíble" para su trayectoria deportiva.

El baloncestista barcelonés, cuya familia es oriunda de Alcalá del Río (Sevilla), tildó de "año fantástico" el vivido por el equipo verdiblanco, que a su juicio ha sido, "Real Madrid aparte, el mejor equipo nacional" de la presente campaña y que practica "un juego similar, de gran toque, al de Serra Ferrer en su primera etapa".

Rafa Martínez disponía de "entradas para la final de Copa" ganada por los béticos al Valencia el 23 de abril pero se quedó "con las ganas de ir a La Cartuja", aunque como "bético en la distancia", disfrutó "un montón del título. "A ver si alcanzan otra final para disfrutarla. La de la Supercopa estaría bien, pero Arabia está muy lejos", comentó.




El cuarto máximo triplista de la historia de la ACB consideró "complicado hacer un balance a tantos años de carrera. Sabía que tarde o temprano el adiós llegaría, aunque no esperaba que llegara en casa -el BAXI Manresa- y con 40 años, ya que es una suerte retirarse donde se ha criado uno".

Rafa Martínez sólo ha militado en tres clubes en casi dos decenios, lo que "explica que la gente se sienta tan identificada" con él, aunque puntualizó que "si algo le falta" a su carrera es que le "habría gustado ser más veces internacional", a pesar de que puede presumir de haber "formado parte de la mejor selección de la historia".