La portada de hoy
 
 

Estadio deportivo
ENTREVISTA ED

Marcos Álvarez: "Vamos a necesitar más cabeza que físico"

08.04.2020 | 21:09
Marcos Álvarez: "Vamos a necesitar más cabeza que físico"

Como todos en el mundo del fútbol, Marcos Álvarez está pendiente del momento en el que las autoridades –valga la redundancia- autoricen la vuelta a la normalidad, pero, quizás por su optimismo innato y la confianza que mantiene en sus jugadores, el preparador físico del Betis se muestra convencido de que su equipo estará listo para afrontar las once jornadas que quedan en las mejores condiciones. "Si me dicen que en una semana tenemos que volver a competir, no tendré ningún tipo de problemas porque todos estaremos en las mismas condiciones", asegura durante su charla con ESTADIO, en la que detalla cómo está trabajando el equipo, el tipo de entrenamientos que están realizando en estos momentos, así como los protocolos que ha elaborado el club para la vuelta al trabajo.

- La primera pregunta es quizás la más importante: ¿Cómo se encuentran usted y su familia?

- La familia bien, gracias a Dios. La familia está con salud, que es lo más importante. Y en casa, bien, estamos intentando llevarlo de la forma más ordenada posible, manteniendo los horarios. Los niños, de 13 y 16 años, tienen clases online de 09:00 a 16:00, así que eso los mantiene ocupados mucho tiempo. Yo creo que están aprendiendo más que cuando están en clase. Compadezco a los padres que tienen niños entre 2 y 9 años, tiene que ser€

- Qué importante es mantener la rutina, ¿verdad?

- Tener tus horas de levantarte, de comida, de hacer ejercicios... es fundamental para el equilibrio emocional. Por la mañana trabajamos, aprovechamos para reflexionar, para analizar, para ver cosas que nos pueden servir cuando volvamos. Este debe ser un momento para ordenar muchas cosas y para analizar.

- ¿Y cómo consigue no desanimarse ante tanta incertidumbre y noticias negativas?

- A mí me gusta ser positivo y el deporte me ha hecho ser así. Te permite ponerte un reto diario y acabar con la apatía. Esto lo miro con positividad. Sé que lo que vendrá nos hará mejores personas, más fuertes y mejores profesionales.

- ¿Cómo está el equipo? ¿Les ha costado adaptarse a esta nueva realidad?

- Mira, lo más importante que yo he aprendido en los equipos en los que he estado en cuatro países diferentes es a tener capacidad de adaptación y esto trato de trasladárselo siempre a los jugadores, que si en su forma de vivir la profesión tienen esa capacidad para adaptarse, ya sea a un nuevo entrenador, ya sea a una nueva ciudad o una nueva circunstancia, siempre van a tener más posibilidad de triunfar. Lo que hay que tener claro cada uno son los objetivos, las metas y saber qué es lo que necesitas para ser feliz.

- A la hora de plantearle a los jugadores esta nueva forma de entrenarse, ¿a qué miedos se tuvieron que enfrentar?

- A ver, ellos no tienen por qué saber de programación, ni de principios de entrenamientos ni nada de eso, porque eso es cosa nuestra, de los técnicos. Lo primero que tenían que tener claro es que el entrenamiento en casa no tiene nada que ver con el que hacen cada día en la ciudad deportiva, pero sí que lo que íbamos a hacer les iba a ayudar a no perder la forma. ¿Qué pasa? Que tú le planteas seis días de entrenamiento y uno de descanso a la semana, con sesiones duras, de hora y media, hora y cuarenta, en las que tienen mucho trabajo, pero no es el mismo que en el campo. En el campo tiene oposición, cambios de dirección, golpeo de balón€ Lo que le plateábamos era un trabajo muy exigente, pero en el que la intensidad la tenían que ir marcando ellos. Ellos se tienen que hacer responsables de su propia intensidad en este tipo de entrenamientos. No es un entrenamiento en el que la intensidad la marco yo o el contrario. La duda es el nivel de exigencia que aplican y asumir una responsabilidad. Es difícil autogestionarse cuando uno es un deportista de equipo, como lo es el futbolista.

- Hay que confiar, pues, en que sean profesionales en el amplio sentido de la palabra.

- A mí no me preocupa que nos digan: 'Oye, que en dos semanas tenéis que volver a competir'. El equipo que se va a ver más beneficiado tras esto será el que haya hecho en estas semanas el trabajo recomendado y haya sido responsable y nosotros estamos percibiendo muy buenas sensaciones en este sentido.

- Pero, al margen de las sensaciones, ¿cómo controlan si un jugador está entrenando de la forma correcta?

- Somos bastantes en el cuerpo técnico, somos tres preparadores y nos hemos asignado a un grupo reducido de ocho jugadores, más el preparador de porteros, que tiene a los tres porteros. Los contenidos son iguales para todos los jugadores de campo y cada día les mandamos bloques de tres días de trabajo, aunque teníamos planificado en principio las cuatro primeras semanas de confinamiento. No es necesario que se atosiguen con tanta información y es mejor que vean los objetivos a corto-medio plazo. Cada tutor tiene contacto diario con sus jugadores asignados a través del teléfono. Nos mandan 'report' de las sesiones, de la intensidad, del tiempo que han tardado... A veces, incluso te mandan vídeos. Existe un control bastante personalizado en este aspecto. Todos los días hablamos. Creo que hablamos más ahora que cuando estamos en la ciudad deportiva. Ellos son sinceros y te dicen: 'Mira, Marcos, es que hoy no he podido hacerlo, porque no me encontraba bien' y, bueno, no pasa nada, al día siguiente aumenta la intensidad y listo. Pero, el club nos está facilitando este seguimiento a través también del servicio médico, de los doctores. Todo lo que son los aspectos anímicos o de nutrición está muy controlado. De momento, después de tres semanas que han sido complicadas, no vemos en ningún momento desidia por parte de los jugadores ni una moral baja que no les permita entrenarse.

- Existen plataformas y aplicaciones que permiten realizar entrenamientos online todos juntos. ¿Se lo han planteado como una opción?

- Sinceramente, si todos tuviéramos el mismos espacio€ Yo lo he visto, por ejemplo, al Tottenham; pero hay que tener en cuenta que en Inglaterra te permiten desplazarte de una forma controlada y los jugadores pueden ir a las instalaciones del club aunque mantengan la distancia social. Las instalaciones donde se entrenan son del club. Aquí, por ejemplo, si yo tuviera que dirigir una sesión con mis jugadores, yo no tengo el espacio que pueden tener ellos en sus casas. Y, también hay otra cosa importante que a mí me gusta valorar. Ya bastante tenemos con estar confinados como para que yo les obligue a entrenarse a una hora concreta. Sé que muchos son padres, que tienen que atender a sus hijos por las mañanas y prefiero permitirles la posibilidad de que ellos elijan la hora a la que quieren entrenarse. Hay quien prefiere hacerlo por la tarde, hay otros que viven solos con sus parejas y tienen más disponibilidad. Cada uno se gestiona el tiempo como puede. A nivel psicológico, veo mejor darle esa confianza y libertad para que elijan su hora, y estoy seguro de que no nos están engañando. Esta situación no es como cuando te vas de vacaciones, que vuelves y todos empiezan de cero. Esto es que se ha parado LaLiga y todos saben que vamos a volver en cualquier momento y no están de vacaciones en sus casas.

- Y, en el caso de los lesionados, ¿cómo lo han hecho?

- Las dos primeras semanas han podido estar con un permiso haciendo rehabilitación. Ellos han estado con el servicio médico yendo a horas distintas, con un solo fisioterapeuta para evitar cualquier tipo de riesgo. Y una vez que se han 'limpiado', pues han empezado a trabajar ya en casa, como el resto.

- El Estado de Alarma se va a alargar hasta el 26 de abril, como poco. ¿Cómo van a trabajar las próximas semanas?

- En principio, pensamos que el equipo volvería después de cuatro semanas y teníamos planificada la próxima con trabajo muy específico, enfocada a una posible vuelta, pero ahora, con esas dos semanas más, lo que haremos es intercalar ejercicios específicos con otros un poco más generales.

- Y, en cuanto a la vuelta a la ciudad deportiva, ¿tienen ya un protocolo establecido o esperarán indicaciones?

- El viernes previo a decretarse el Estado de Alarma planteamos tres escenarios diferentes. Uno era el entrenamiento normal, aunque éste se descartó al día siguiente. El segundo era con entrenamientos en tres grupos: uno por la mañana, otro al mediodía y otro por la tarde; en los que utilizaríamos todos los vestuarios que hay en la ciudad deportiva, los del primer equipo, los de la cantera y los del féminas para intentar en la medida de lo posible que no coincidieran los jugadores, y un tercer escenario que era el de entrenamientos en casa, que es el que tenemos ahora. Eso estaba bien organizado y planteado para cuando nos dijeran que ya podemos entrenar. Empezaríamos con entrenamientos en grupos reducidos. La logística de limpieza de vestuarios y desinfección estaría ya organizada también. Otra opción, que también ha planteado la Liga es que, cuando se vuelta, lo hagamos en plan concentración, pero soy más partidario del los entrenamientos por grupos.

- Está claro que no va a ser una pretemporada como tal, pero, ¿cómo va a ser la preparación? ¿En qué se va a centrar?

- Digamos que para competir con normalidad y para que el equipo tenga unas buenas prestaciones, necesitaríamos dos semanas en las que tú tienes 8 o 10 días de trabajo de campo, y otros cuatro o cinco días para preparar el primer partido, pero si todos empezamos a la vez, no tendría inconveniente en empezar cuando sea. Al final, es un tema de profesionalidad de los jugadores, y si me preguntan, con un par de semanas, sería suficiente. Los conceptos técnicos del equipo los tienen asimilados, sólo sería volver a poner en marcha la maquinaria global.

- En el mejor de los escenarios, nos situaríamos a finales de mayo, y en Sevilla a partir de esa fecha no hace fresquito precisamente.

- Si hemos sido capaces de pasar una cuarentena€ LaLiga tendría que estar pendiente de eso y adaptar los horarios a esas circunstancias. Si quieren, pueden plantear cualquier partido en el sur a partir de las 21:00 de la noche. Eso no lo veo un inconveniente. Y, también hay que tener en cuenta, por ejemplo, que en los últimos años estamos empezando LaLiga a mediados de agosto, así que aquí ya estamos acostumbrados a eso.

- Liga y AFE han acordado jugar cada cuatro días. ¿Existe algún tipo de riesgo por estrés para los jugadores? ¿Corren más peligro de lesión?

- Para eso está la mano del entrenador para saber combinar a jugadores. Para eso son las plantillas tan amplias. Mira, la mayoría de los jugadores están 'limpios', y por lo tanto, el cuerpo le ha dado un respiro. No es lo mismo que hayas estado toda la temporada entera y al final te metan miércoles-domingo, miércoles-domingo. Los jugadores han tenido ese 'descanso', entre comillas, tras el que vas a venir mejor que en vacaciones. En estos casos vamos a necesitar más la cabeza que el físico. Y yo no tengo duda de la cabeza de mis jugadores.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Estadio Deportivo
Estadio Deportivo
 
Avda. San Francisco Javier, 9 - Edificio Sevilla 2 planta 8, 41018 SEVILLA - Teléfono.: 95 493 39 40
POLÍTICA DE PRIVACIDAD | POLÍTICA DE COOKIES | Aviso legal