Estadio DeportivoHueco blanco

Tras renovar al Chimy Ávila, Osasuna lucha por retener a un baluarte que está en la agenda del Sevilla

Jagoba Arrasate, entrenador del club navarro, ya ha visto cómo se ha cerrado la continuidad del delantero argentino, David García y Sergio Herrera y quiere que toda su actual columna vertebral se quede en El Sadar

Tras renovar al Chimy Ávila, Osasuna lucha por retener a un baluarte que está en la agenda del Sevilla
Lucas Torró es el próximo objetivo a renovar por Osasuna. - Antonio Ramos
Antonio RamosAntonio Ramos3 min lectura
Después de cerrar la renovación de Chimy Ávila, que continuará defendiendo la camiseta de CA Osasuna hasta junio de 2026, el equipo de Pamplona ya está centrado en acometer la siguiente extensión de contrato que se añada a las del propio delantero argentino, Sergio Herrera y David García. Esa no es otra que la de Lucas Torró, centrocampista que está en la agenda del Sevilla FC entre otros equipos, y que debido a su buen nivel de juego, que está trayendo su consiguiente aumento de caché, quieren atar lo antes posible a pesar de que tiene contrato hasta 2024.

Debido a que en verano aún tendrá dos años de contrato por delante, las conversaciones están paralizadas hasta la llegada del estío. En este momento, CA Osasuna espera sentarse con los representantes del centrocampista de Alicante para llegar a un acuerdo que satisfaga a todas las partes implicadas en la negociación.

En CA Osasuna se es optimista con cerrar la prolongación de contrato de Lucas Torró, pero al mismo tiempo se es consciente que su venta puede inyectar una gran cantidad de dinero que doten de músculo a la economía de los navarros.

Aun así, hay que explicar que no todo sería fácil para CA Osasuna, puesto que hay que tener en cuenta que el Eintracht de Frankfurt, de la Bundesliga de Alemania, equipo de donde fue fichado por unos 2 millones de euros, se reservó un 30% de la plusvalía en ese hipotético traspaso futuro.

A ello, ha que añadir que la cláusula de rescisión de Lucas Torró es relativamente baja según el rendimiento deportivo que está dando actualmente en LaLiga, puesto que está fijada en sólo diez millones de euros. Una cifra bastante asequible para equipos habituales a competición europea y que puede ver en Lucas Torró un futbolista de poco coste que dé rendimiento inmediato, puesto que a sus 27 años, cumplirá 28 durante este, está en su madurez futbolística. Momento ideal para dar el salto definitivo deportivamente hablando y que trae también, siempre que se dé el movimiento, su importante paso adelante en el aspecto económico.

Para evitar todo esto, está trabajando duro Braulio Vázquez, director deportivo de CA Osasuna, para que el futbolista se quede en El Sadar, donde se ha convertido en una de las piezas fundamentales de Jagoba Arrasate, que desea que uno de sus baluartes permanezcan durante más temporadas en la escuadra rojilla.