Estadio DeportivoHueco blanco

Carlos Alcaraz es humano y explota por la presión

El tenista español mostró su situación tras la derrota en el Máster 1000 de Montreal ante Tommy Paul

Carlos Alcaraz es humano y explota por la presión
Carlos Alcaraz durante el partido ante Tommy Paul en Montreal - @carlosalcaraz
Luisma SanchezLuisma Sanchez3 min lectura

El 'boom' de Carlos Alcaraz parece estar llegando más lejos aún. Tanto que está afectando bastante al tenista y a su juego. El murciano fue puesto al mismo nivel que Rafa Nadal, que no es cualquier cosa, y ahora está pagando esa presión cada vez que desenfunda su raqueta y podemos verle sobre la pista.

En Montreal se pudo ver a un Carlos Alcaraz al que le costaba más de lo normal hacer frente a su rival. El tenista estadounidense Tommy Paul, está el número 34 en el ranquin ATP. Un puesto que podría ser algo envidiable para muchos. Pero el caso es que el joven tenista español ocupa ya el cuarto puesto, tan solo por detrás de Rafa Nadal.

Esa presión que siente Carlos sobre la pista da signos de que el chaval aún es humano y que le todavía necesita algo más de fuerza mental para hacer frente a esas expectativas que el aficionado al mundo del tenis tiene puestas en él.

También hay que decir que ciertas expectativas son generadas debido a lo que ya ha vivido Carlos Alcaraz en su corta carrera como profesional en el mundo del tenis. Tommy Paul le dejó claro que tiene que dar el todo por el todo sea cuál sea el rival que tenga en frente. El español perdió por 6-7(4), 7-6(7) y 6-3.

Carlos Alcaraz declaraba tras el partido frente al americano lo siguiente: “Ha sido la primera vez que no he sabido manejar la presión. Tengo que estar preparado para tener esta presión, para tener este tipo de momentos y aprender a manejarla”.

Se sabe que no es fácil tener cierta presión o tener que ser comparado con los inicios de la carrera del, para muchos y para el que escribe estas letras, mejor deportista español de toda la historia. No es moco de pavo y seguro que pocas, por no decir ninguna, se han visto en tal situación.

Ya le pasó a Paula Badosa. La tenista española reclamó hace unos meses, tanto a la prensa como a los aficionados lo siguiente: “No soy Rafa Nadal ni lo voy a ser”. Además, también se ocupó de aquellos fanáticos que tanto han saboreado los éxitos del deporte español en general que tantas alegrías han dado hace unos años. “Nos hemos malacostumbrado un poco en España por haber tenido tan buenos jugadores”, declaraba la tenista española nacida en Nueva York.