La portada de hoy
 
 
Estadio deportivo

RB Salzburgo 1-0 Sevilla FC: Fracaso y directo a su competición fetiche

08.12.2021 | 23:00
RB Salzburgo - Sevilla FC

El Sevilla Fútbol Club cayó eliminado de la UEFA Champions League después de que haya perdido contra el RB Salzburgo por la mínima (1-0) por culpa de un gol de Noah Okafor al comienzo de la segunda mitad. Fue un partido bastante igualado, muy típico de los que suele plantear Julen Lopetegui, entrenador sevillista, y que casi siempre sale cara, pero en Austria salió cruz, ya que el gol del suizo y la inmediata expulsión de Joan Jordán condenaron a un Sevilla FC que no tuvo capacidad de reacción alguna y de sobreponerse así a estos inconvenientes.

Un partido decidido en detalles, como ocurre en casi todos en la élite, pero en el que no se puede decir que el Sevilla FC mereciera pasar antes que su rival, puesto que más allá del dominio territorial, sin oportunidades de marcar, del primer acto y de la clara ocasión de Munir no fue superior a un equipo que aprovechó su momento para luego replegarse y aguantar la ventaja. Simplemente, el RB Salzburgo cometió menos errores.

El Sevilla FC, por tanto, se ve abocado a jugar la UEFA Europa League, su competición fetiche, que ha ganado en seis ocasiones, y que en esta edición tiene la final en el estadio Ramón Sánchez-Pizjuán, donde podría sumar su séptimo entorchado. Un premio, quizás menor, pero un premio más por el que luchar con la misma ambición que siempre.

Dominio territorial del Sevilla FC con pocas ocasiones y menos pegada

El Sevilla Fútbol Club saltó al terreno de juego del Stadion Salzburg con la obligación de ganar al RB Salzburgo si quería pasar a los octavos de final de la UEFA Champions League.

Para lograr este objetivo, Julen Lopetegui, entrenador sevillista, fue fiel a sus ideas y no renunció a ellas, ya que apostó por su ya clásico e icónico sistema de juego 4-3-3. Sin embargo, si hubo una modificación importante, pues el vasco renunció a un delantero referencia como es Rafa Mir y alineó a Munir en la punta del ataque buscando mayor velocidad y movilidad. Por lo demás, lo esperado debido a las lesiones, con Montiel y Augustinsson en los laterales en lugar de Jesús Navas y Acuña.

Frente a ellos, el RB Salzburgo salió con sus mejores hombres, incluyendo el suizo Noah Okafor en la vanguardia, el cual entró en el once inicial después de dos semanas con molestias físicas.

Comenzó el choque con bastante respeto por parte de ambas escuadras. El Sevilla FC buscó controlar la posesión para impedir la transición y la verticalidad del RB Salzburgo. Ahí fue fundamental Fernando y, en menor, medida Koundé que en varias ocasiones impidieron pases profundos de los de Austria. En la faceta ofensiva, los de Nervión estuvieron activos con Papu Gómez, que cometió alguna que otra pérdida en este comienzo, y con Lucas Ocampos, profundo por banda. Gracias a él llegó la primera aproximación del Sevilla FC, ya que en un córner forzado por el '5', Koundé remató de cabeza, yéndose el esférico fuera mansamente.

Con el paso de los minutos, fue a mejor el cuadro entrenado por Lopetegui, sobre todo a raíz de la entrada en juego con el balón de Joan Jordán, que empezó a trenzar el fútbol sevillista. Aun así, la peligrosidad del RB Salzburgo no desaparecía, puesto que gracias a un contragolpe del veloz Adeyemi le sacó una amarilla tempranera a Augustinsson.

Así, con ese dominio territorial blanquirrojo, rojo completo en la vestimenta en esta ocasión, se llegó al ecuador del primer acto, con la insistencia por banda de los sevillanos, más por la derecha que por la izquierda y en una jugada que fue en esa dirección, de Montiel a Augustinsson, apareció Rakitic en la frontal para golpear alto. Pasaron los minutos sin que pasara demasiado, alguna protesta sevillista para que el árbitro sacara amarilla y un tiro de Sucic que se marchó fuera, cuando en el 35', en una pérdida de Onguéné en zona peligrosa, Rakitic tuvo la mejor ocasión hasta el momento, probando a Kohn con un disparo desde la frontal que detuvo sin problemas el cancerbero local.

Siguió teniendo el Sevilla FC la batuta del choque, ya que dispuso de otro oportunidad para marcar en una falta lateral que puso Rakitic perfectamente y que cabeceó Fernando fuera por muy poco, si bien es cierto que la jugada estaba anulada por fuera de juego del brasileño.

En los últimos compases del primer tiempo, el choque se rompió un poco para beneficio sevillista que dispuso de un contraataque conducido por Montiel que no se supo definir y un saque de esquina botado por Augustinsson que remató Koundé con la testa que se fue fuera. Así se llegó al descanso, con dominio territorial sevillista, aunque parejo, con pocas ocasiones de gol, pero siendo el mejor, a los puntos, el Sevilla FC. Algo insuficiente, pues sólo valía vencer para pasar a octavos de final de la UEFA Champions League.

Fallo, gol en contra, expulsión...

La segunda parte se inició sin cambios en ninguno de los dos equipos y no pudo empezar mejor para el Sevilla FC que tuvo la ocasión más clara de todo el choque hasta ese momento. En una jugada que comenzó en campo sevillista con una pérdida de Adeyemi, el Sevilla FC profundizó por banda derecha con Ocampos y Montiel. El lateral diestro puso un esférico medido que prolongó Rakitic y que desvió Munir, de cabeza, estrellándose el balón en el larguero con Kohn ya batido. El posterior rechazo le cayó a Rakitic, pero el croata, dentro del área, tiró desviado.

Las buenas sensaciones fueron apagadas a la siguiente jugada cuando llegó el mazazo, el gol del RB Salzburgo. Corría el minuto 50 cuando Montiel perdió un balón interior. La posesión le llegó a Aaronson, que vio el desmarque en banda izquierda de Adeyemi, este la puso al corazón del área y Noah Okafor, libre de marca, batió a un Bono que no pudo hacer nada. Tenía el Sevilla FC que despertar y Lopetegui intentó la reacción dando entrada en el terreno de juego a Rafa Mir por Augustinsson.

Pero no hubo tal despertar, pudiendo el RB Salzburgo sentenciar si Adeyemi, primero, y, luego, Aaronson no hubieran sido tan egoístas, ya que decidieron resolver jugadas cuando tenían compañeros mejor posicionados para dar la puntilla al Sevilla FC. No fue hasta el 58' cuando Ocampos, con un disparo que se fue alto, no volvió a aparecer por la portería alpina.

Por momentos, parecía reaccionar el Sevilla FC con centros laterales y forzando algún saque de esquina que hizo al RB Salzburgo encerrarse, pero fue, precisamente, en un córner mal lanzado por Papu Gómez cuando el cuadro de Austria montó un contragolpe por medio de Adeyemi, el cual forzó la segunda amarilla y, por tanto, la expulsión de Joan Jordán en el 63'. Si todo estaba difícil, peor, por no decir imposible, se ponía con casi media hora aún por jugarse.

Tras la roja recibida, Lopetegui intentó recomponer el equipo dando entrada a Rekik, para fortalecer la zaga, aunque jugara de lateral, ocupando Ocampos el otro, ya que Montiel abandonó el juego. También ingresaron Óscar Rodríguez y Óliver Torres, para tener más posesión, pero las ocasiones no llegaban, lo que sí ocurría para el RB Salzburgo, ya que Sesko, poniendo a prueba a Bono, y Okafor, tirando desviado, lo intentaron de nuevo. Aún hubo tiempo para la polémica cuando Ulmer pudo ser expulsado por una dura entrada sobre Óliver Torres, pero el árbitro esloveno, Vencic, primero, y el VAR, posteriormente, sólo la dejaron en amarilla.

Así transcurrió el partido metiéndose en su recta final, con un Sevilla FC impotente sin generar ocasiones de gol y desembocando en una eliminación que sólo puede ser calificada de fracaso y que le empuja a jugar su competición, la UEFA Europa League, con la final en el estadio Ramón Sánchez-Pizjuán, donde podría tener la oportunidad de ganar su séptimo entorchado.

- Ficha Técnica:

RB Salzburgo: Kohn; Kristensen, Onguéné, Solet, Ulmer; Camara, Aaronson, Seiwald, Sucic (Capaldo 75'); Okafor (Adamu 84') y Adeyemi (Sesko 66').

Sevilla FC: Bono; Montiel (Rekik 68'), Koundé, Diego Carlos, Augustinsson (Rafa Mir 53'); Fernando, Joan Jordán, Rakitic (Óliver Torres 68'); Ocampos, Papu Gómez (Óscar Rodríguez 68') y Munir.

Árbitro: Slavko Vincic (Esloveno). Amonestó a los locales Onguéné y Ulmer; y a los visitantes Augustinsson, Ocampos y Joan Jordán. Expulsó, por doble amarilla, al sevillista Joan Jordán (63').

Gol: 1-0 (50') Okafor.

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 6 del grupo G de la fase de grupos de la UEFA Champions League disputado en el Stadion Salzburg sin que hubiera espectadores por las restricciones impuestas por el gobierno de Austria para contener la propagación del coronavirus.  

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Una final en toda regla. Y el partido más importante de lo que llevamos de temporada. El Sevilla FC se enfrenta a un todo o nada ante el Salzburgo, con un equipo mermado por las lesiones, pero esperanzado de lograr la machada y acceder a la siguiente fase de la Champions.

Acuña ha sido la última baja de Lopetegui, que tiene a Ocampos entre algodones y que está exprimiendo al plantel en los últimos partidos, como se pudo ver el pasado sábado frente al Villarreal.

Pese a que echará en falta a algunos de sus hombres, el técnico guipuzcoano podrá presentar, no obstante, un once de garantías, plagado de internacionales y con la columna verebral casi intacta. Y el Salzburgo, también cuenta con ausencias importantes, entre ellas la de su baluarte defensivo, el exsevillista Max Wöber.

Sigue aquí las horas previas del partido de esta noche y el minuto a minuto de un encuentro que se prevé apasionante.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Estadio Deportivo
Estadio Deportivo
 
Avda. San Francisco Javier, 9 - Edificio Sevilla 2 planta 8, 41018 SEVILLA - Teléfono.: 95 493 39 40
POLÍTICA DE PRIVACIDAD | POLÍTICA DE COOKIES | Aviso legal