Estadio DeportivoHueco blanco

Canales no pone techo a este Betis: "Sin miedo a hablar de títulos, Champions o cualquier otra palabra"

El centrocampista cántabro ejerce de capitán y elogia la piña que se ha creado en el vestuario verdiblanco, exaltando la capacidad de visualizar grandes objetivos y de materilizarlos que tiene este grupo

Canales no pone techo a este Betis: "Sin miedo a hablar de títulos, Champions o cualquier otra palabra"
Canales, con la nueva camiseta del Betis. - RBB
Aitor TorviscoAitor Torvisco3 min lectura

El Real Betis ha inaugurado en la tarde de este martes su nueva tienda en la céntrica Avenida de la Constitución, justo enfrente de la Catedral de Sevilla, y los futbolistas Borja Iglesias y Sergio Canales han ejercido como modelos de las nuevas equipaciones del Betis para la temporada 22/23 y han contestado muchas preguntas. De futuro y mercado, principalmente, en el caso del Panda, que ha tenido que hablar de sus planes y de los de Héctor Bellerín.

Por su parte, Canales ejerció el papel de capitán, rol que comparte y alterna con Joaquín Sánchez y Andrés Guardado, por ese orden. El cántabro se centró sobre todo en reivindicar el grupo, esa piña hermética e indestructible que han formado estos dos últimos años y que, desde el convencimiento de ir siempre juntos, les ha llevado a confiar en que cualquier objetivo es posible si se visualiza, se trabaja y se lucha.

"El objetivo del club era ser por fin consistentes, seguir creciendo con el objetivo siempre de entrar en Europa. Ahora (tras dos clasificaciones seguidas), tenemos que seguir siendo ambiciosos, porque todos sabemos la historia de este club. Siempre ha habido buenas plantillas y, aunque es difícil, tenemos que estar ahí, intentando ser una de las mejores plantillas de la historia del Betis, creciendo y mirando siempre hacia adelante y a lo más alto", proclamó Canales.

Es más, al santanderino no le tiembla la voz al hablar de Champions, una privilegiada zona que ya rozaron en la pasada 21/22. "Motivación", respondió seguido de una breve pausa para fijar su mensaje sobre la sensación de la plantilla del Betis antes de seguir hablando y argumentar: "El año pasado estuvimos cerca, todos fuimos conscientes de que hasta la última jornada íbamos a luchar por la Champions".

"Lo importante, realmente, fue que el año pasado fuimos a ganar cada partido, al cien por cien y sin pensar en el siguiente, aunque fuese dentro de tres días o en teoría algunos más importantes. Ése fue un logro importante para tener esa calma. El crecimiento también pasa por ahí. El año pasado dijimos que no hay que tener miedo a la palabra título y este año no hay que tener miedo a ninguna palabra. Ni a la Champions ni nada. Ningún tipo de reto nos va a causar impresión o miedo", concluía una voz con un enorme peso en el Betis. En un Betis sin techo.