Estadio DeportivoHueco blanco
Ana Pérez, un calvario de lesiones

Ana Pérez, un calvario de lesiones

La gimnasta hispalense ha concedido una entrevista para ESTADIO Deportivo donde se abrió sobre su experiencia en los últimos casi dos años con la lesión que le privó de ir a Tokio 2020

Mario MíjenzMario Míjenz3 min lectura

La atleta olímpica sevillana, Ana Pérez, se encuentra terminando de discurrir por un gólgota particular con las lesiones que le llevan lastrando desde el pasado mes de enero de 2021. Bajo la borrasca Filomena, a principios del año pasado, la hispalense sufrió un percance en unos de sus entrenamientos que le cambió la vida por completo, doblándose así el pie derecho y rompiéndose los ligamentos del tobillo de dicha pierna y el cuarto metatarsiano del pie izquierdo. Tras aquel paso por quirófano, comenzó una operación contrarreloj para recuperarse y preparar en tiempo récord Tokio 2020, que se celebraba en el verano de 2021 por la pandemia. Finalmente, no pudo ir a la competición en tierras niponas y tuvo que volver a operarse en marzo de 2022 al ver que no progresaba su recuperación.

De este modo, la propia gimnasta reconoció en una entrevista en exclusiva para ESTADIO Deportivo que necesitó parar, detenerse y poner un “punto y aparte” en su carrera: “Cuando yo hice público que finalmente no iba a Tokio, creo que era algo lógico, decidí tomarme un respiro. Mi cabeza necesitaba parar, sobre todo, y sanar. Entonces, ahí es cuando dije que esto no es un punto y final, si no un punto y aparte. Entonces en septiembre de 2021 retomé mis entrenamientos y en enero o febrero me di cuenta de que no podía seguir así, mi pie izquierdo me estaba dando muchísima guerra, ya prácticamente me limitaba a hacer una vida normal, ya no te digo como deportista. Entonces ahí dije: “Necesito solucionarlo”. La solución pasaba por entrar en quirófano otra vez. En esa segunda operación a mí no me garantizaban que yo pudiera volver a hacer gimnasia y yo, sinceramente, me planteé que ya era el final

Tras su última operación en marzo de 2022, la atleta sevillana se encuentra en un “proceso de readaptación” donde prefiere “tomarlo con calma” y “ser optimista”. Asimismo, asegró que en el último paso por quirófano se trató de una “operación bastante agresiva” donde le metieron dos placas y once tornillos en el empeine izquierdo.

Ahora, con calma y cautela, trabaja día a día para recuperar seguir recuperando sensaciones y buscando regresar a su mejor nivel gimnástico que tenía justo antes de la lesión, a finales del año 2020. Además, confirmó que sobre París 2024 prefería ir “día a día” y “recuperarse poco a poco”.