Estadio DeportivoHueco blanco

El Espanyol empieza a gastar el dinero de Raúl de Tomás

El jugador llegaría en calidad de cedido hasta final de temporada con una opción de compra obligatoria de 8 millones de euros

El Espanyol empieza a gastar el dinero de Raúl de Tomás
César Montes - Instagram
Jesús MejíasJesús Mejías3 min lectura

El Real Club Deportivo Espanyol quiere olvidar pronto el caso Raúl de Tomás. El conjunto catalán no ha quedado satisfecho con la actitud del delantero, nuevo jugador del Rayo Vallecano y es por ello que incluso ha tomado la decisión de borrar de manera gratuita la serigrafía del ariete en las camisetas del conjunto perico de todos los aficionados que así lo precisen. Los catalanes han perdido a un activo muy importante, pero quieren ilusionar a su afición con nuevos jugadores.

Uno de los nombres que están encima de la mesa y que dará de hablar en las próximas semanas es César Montes, defensa central que pertenece al Monterrey y que llamó la atención de los catalanes en el pasado mercado de fichajes en verano, pero la tardía salida de Raúl de Tomas impidió que el equipo de Barcelona pudiera acometer algunos refuerzos de última hora.

El jugador tiene decidido jugar en el Espanyol en un futuro no muy lejano y así lo ha manifestado recientemente: “Tengo el objetivo de ir a Europa. Si bien no se dio en esta ocasión, ya veremos en estos meses”, comentaba el zaguero a los medios de comunicación, y agregaba que “la posibilidad de venir siempre está abierta, también para cualquier equipo”, sobre el interés de otros conjuntos, entre ellos el RCD Espanyol.

Por otro lado, Montes manifestó que cuya intención no es salir mal de Monterrey, y le pasó la patata caliente a su equipo. “Todos saben que hace un año renové, cumplí con mi palabra y en ese entonces se acordaron muchas cosas. Habrá que preguntarle a ellos, yo he cumplido la mía. Cuando renové dije que quería dejar algo para la institución”, apuntaba el jugador mexicano.

La fórmula para el fichaje del jugador sería una cesión a partir del próximo 1 de enero hasta final de temporada con una cláusula de compra obligatoria de 8 millones de euros, y el jugador aterrizará en la Ciudad Condal tras la disputa del Mundial de Qatar con México.

El acuerdo entre el jugador y el RCD Espanyol es total, y solo falta que Monterrey y los pericos terminen de cerrar los últimos flecos.

Los agentes del jugador podrían viajar a España en las próximas horas, según relata Sport, con la intención de reunirse con el equipo catalán. Conscientes de una posible revalorización durante la disputa del torneo en Qatar, el cuadro perico quiere cerrar a toda costa su fichaje antes de que empiece el Mundial.