Hueco blanco

La extraña recuperación de Paulino en cuestión de horas

El extremo fue ausencia contra el Cartagena por presuntas molestias

La extraña recuperación de Paulino en cuestión de horas
La extraña recuperación de Paulino en cuestión de horas - Pedro Martín
Pedro MartínPedro Martín3 min lectura
El Málaga CF no deja de sorprender a sus aficionados, aunque para mal. Lo hizo el pasado lunes Día de Andalucía cuando Okazaki, el fichaje estrella frustrado en el verano de 2019, puso de chilena el empate a falta de segundos para el final del partido. Puro malaguismo. Pero no fue el único guion inesperado.

También hubo novedad en la previa del encuentro. Esta vez la protagonizó Paulino de la Fuente. El Málaga CF notificó sobre las 13:30 horas del lunes la ausencia de la convocatoria del cántabro para el encuentro contra el Cartagena. Una baja sensible para Natxo González, ya que apuntaba a titular. Fue en la sesión vespertina de activación realizada el mismo día de partido cuando el extremo remitió las presuntas molestias.

Solo horas más tarde, lejos de la frustración propia del que se pierde un encuentro vital para su equipo, posteó en su cuenta oficial de Instagram una imagen con su pareja con gestos aparentes de felicidad. Sin embargo, pocos motivos reales de alegría tendría el malaguismo para conmemorar el día de la Comunidad Autónoma tras el empate final.


Pero lo extraño y curioso sucedió esta misma mañana de martes en el regreso al trabajo del conjunto de Natxo González. En la sesión, exactamente 12 horas después de que Saúl Ais Reig decretase el final del partido, se encontraba el mismo Paulino de la Fuente sin síntomas de dolor o molestias. De hecho, completó la sesión a pleno rendimiento donde se alternó trabajo con balón y físico, lo que levantó el enfado de los aficionados blanquiazules en redes sociales con el propio Paulino.

Un malestar generalizado entre los seguidores, los mismos que dudan de la presunta molestia del jugador y la falta de compromiso con el cuadro malagueño. Lo cierto es que cuanto menos es extraño lo sucedido con Paulino de la Fuente, que durante la pasada semana completó todos los entrenamientos a pleno rendimiento.

Y esto viene de atrás. En la acusación de la afición malaguista sobre la vida extradeportiva de algunos de los componentes de la plantilla, el nombre de Paulino era uno de los que había saltado a la palestra. De ahí que se agrave aún más la situación tras lo sucedido con el jugador el pasado lunes. El jugador tiene contrato con el club boquerón hasta junio de 2023, aunque ya hubo cierto interés de varios equipos de Primera División, por lo que podría ser su primera y última temporada defendiendo los colores blanquiazules. La realidad es que pese a su gran rendimiento en el terreno de juego está ahora en tela de juicio por parte de los seguidores del Málaga CF.