Estadio DeportivoHueco blanco

Monchi acelera para tratar de cerrar a Maxime López

Monchi acelera para tratar de cerrar a Maxime López
Monchi acelera para tratar de cerrar a Maxime López. - F. M.
Fernando MateosFernando Mateos3 min lectura
La gran prueba de fuego para Monchi en este incierto mercado de fichajes, que abrirá oficialmente sus puertas el próximo 4 de agosto, es encontrar un relevo de garantías para Éver Banega, quien volvió a liarla en las minivaciones de la que ha gozado la plantilla a a la espera de afrontar la Europa league en una despedida del Sevilla FC que pretende sea a lo grande.

Son varios los nombres sobre la mesa. Desde Turquía, incluso, se asegura que ya hay una oferta en firme por Can Kahveci, centrocampista del Istanbul Basaksehir al que su propìo presidente ve cerca de Nervión. Pero eso no significa que Monchi se haya olvidado de Maxime López. Al contrario, ESTADIO ha podido conocer que en los últimos días se han intensificado los contactos entre las partes, contando ya el director deportivo nervionense con el ‘sí’ del jugador, que firmaría en principio por cinco temporadas, y acelerando para llegar a una entente con el Olympique de Marsella.

De momento, como apuntaba desde Francia el diario ‘L’Equipe’ días atrás, no hay acuerdo con la entidad gala, pero las mismas fuentes aseguran que no es verdad que no haya habido contactos entre clubes desde que Zubizarreta estaba al frente de la dirección deportiva del OM, a la que ahora ha accedido otro español, Pablo Longoria.

A través de intermediarios que ahora mismo llevan el peso en la negociación, en el Vélodrome conocen de sobra que Monchi va muy en serio a por Maxime López. Es más, la operación podría encontrarse en el tramo final, si bien queda por resolver el montante de la misma. A priori, el Marsella quiere no menos de 12 millones de euros por un jugador que acaba contrato en junio de 2021, al que ya le busca un sustituto, mientras que el Sevilla FC habría empezado ofertando 8 kilos más variables.

En unos días podría llegar el desenlace de un culebrón que viene de largo, pues el interés nervionense viene de lejos y de hecho el Marsella ya rechazó sendas propuestas sevillistas tanto el verano pasado como en enero. Esta vez Monchi espera que no se le escape y para ello ha pisado el acelerador.