Ofrecimiento para subir la competitividad en el Betis a coste cero

23.06.2020 | 11:31
Mauricio Isla (32 años) reúne una serie de condiciones que le convierten en un ofrecimiento a tener en cuenta por el Betis.

Los clubes vienen advirtiendo de que el fútbol no será ajeno a la situación de crisis en todos los sectores de la economía global que ha generado la pandemia del coronavirus y de que en el próximo mercado estival de fichajes no se verán los dispendios de años atrás. El presidente del Betis, Ángel Haro, ya avisó de que habría que ser imaginativos a la hora de reforzar la plantilla al menos coste posible y, en este sentido, en los últimos días el club verdiblanco ha recibido un ofrecimiento que le permitiría elevar la competitividad del equipo -a todas luces una de sus principales carencias- a coste cero.

Mauricio Isla (32). Según apuntan a ESTADIO Deportivo diversas fuentes, el nombre del carrilero diestro chileno está sobre la mesa del área que comanda José Miguel López Catalán; ahora en solitario después de que Alexis Trujillo haya tenido que hacerse cargo del equipo tras el cese de Rubi. Libre, tras acabar contrato con Fenerbahçe turco, un intermediario le ha ofrecido al Betis y a más clubes europeos, sin que de momento haya negociación como tal con ninguno de ellos. A buen seguro, adentrándose en una hipotética negociación habrá muchos elementos no tan visibles a tener en cuenta; pero, desde luego, lo que permite observar una somera mirada por la superficie suena atractivo.

Desde Chile y Argentina apuntan en los últimos días que el futbolista andino lo tiene muy avanzado con Boca Juniors, pero les ha pedido tiempo antes de dar un sí definitivo. Su gran objetivo es seguir en Europa hasta la importante cita de Qatar 2022. Y espera que llegue ese llamada. Sigue siendo titular con Chile y quiere jugar en una liga más competitiva para llegar lo mejor posible a su tercer Mundial, tras los de 2010 y 2014 (la 'Roja' no se clasificó para el de 2018). En esta línea, recalar en España le daría la posibilidad de completar una envidiable hoja laboral.

Además de su perfil 'canchero' y tremendamente competitivo -aguerrido en defensa y alegre en ataque cuando el físico le respeta-, le avalan su versatilidad (con Sampaoli llegó a jugar también de central e incluso de mediocentro), su abultado palmarés y su dilatada experiencia. A sus 32 años, lleva 13 temporadas seguidas en el viejo continente y ha jugado en la Serie A italiana, en las filas de Udinese, Juventus y Cagliari; en la Premier League inglesa, con el Queen's Park Rangers; en la Ligue 1 francesa, con el Olympique de Marsella; y en la Superliga de Turquía, con el Fenerbahçe, su equipo los tres últimos cursos. A sus títulos de clubes, que no son pocos, une asismismo dos campeonatos de la Copa América con su selección, en las ediciones de 2015 y 2016.

No haber barrera con el idioma, a priori, facilitaría la adaptación. No obstante, también está casado con una española, por lo que además de tener otro motivo para querer probar en LaLiga, no ocuparía puesto de extracomunitario. Y éste es un requisito importante, pues el Betis ya tiene cubiertas las tres plazas, a expensas de que Guido Rodríguez consiga el pasaporte italiano (solicitado ya). El mexicano Diego Lainez -todas las fuentes consultadas por ED insisten en que seguirá el próximo curso- y el brasileño Emerson son los otros dos.

A Mauricio Isla le han tanteado equipos suramericanos, pero él mismo ha admitido que la única oferta firme que tiene es de Boca Juniors y se ha dejado querer públicamente en una charla con hinchas en su perfil de Instagram. Sus pretensiones están en torno al medio millón de euros de ficha y dos años de contrato, por lo que lo económico tampoco sería un obstáculo insalvable. A día de hoy, el Betis no ha dicho 'esta boca es mía' -no andan las aguas tranquilas en los últimos días-; pero desde luego es un ofrecimiento a tener en cuenta, pues encaja bastante en lo que necesita el equipo.

Sin entrar en comparaciones, sería un movimiento similar al que hizo hace dos años con Antonio Barragán. Como Isla, el ex de Liverpool, Valencia o Middlesbrough termina contrato y se marchará de Heliópolis, por lo que el club busca como mínimo un lateral derecho. Emerson ya ha anunciado que se quedará un año más antes de irse al Barcelona, pero tiene pretendientes de postín y aún no es descartable que ambos clubes se pongan de acuerdo para venderle y hacer caja si llega una oferta jugosa por él. Para ese puesto han sonado ya algunos nombres, como el del joven Álex Sola, cedido en el Numancia por la Real Sociedad. Otros se cayeron pronto de la lista, como es el caso de Hamari Traoré (Rennes), detallado por este periódico hace unos días.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Estadio Deportivo
Estadio Deportivo
 
Avda. San Francisco Javier, 9 - Edificio Sevilla 2 planta 8, 41018 SEVILLA - Teléfono.: 95 493 39 40
POLÍTICA DE PRIVACIDAD | POLÍTICA DE COOKIES | Aviso legal