Entrevista ED

David Valero: "Tenemos suerte de vivir en Andalucía; es un sitio espectacular para practicar cualquier deporte"

10.03.2022 | 09:32

El olímpico andaluz, bronce en Tokio 2020 en la modalidad de 'cross country', analiza para ESTADIO Deportivo su carrera como profesional y las bondades de Andalucía para cualquier deportista

El andaluz David Valero (Baza, 33 años), bronce olímpico en Tokio 2020 en la modalidad de 'cross country', no ha parado de derribar muros como ciclista profesional desde que a los 18 años se subió a su bicicleta para competir. Una larga carrera que el pasado año le llevó a conseguir un bronce olímpico en campo a través en Tokio 2020, después de un agónico inicio en el que por un error salió como último de la parrilla. El granadino escaló puestos y consiguió un tercer premio que dejó boquiabiertos a todos los espectadores.

Fueron los segundos Juegos Olímpicos en los que participaba Valero, que ya estuvo en Río 2016 quedando en noveno lugar. Los de Tokio, sin embargo, fueron muy distintos. Y no sólo por la presea olímpica, sino también por la incertidumbre que todos los deportistas afrontaron durante su preparación como consecuencia de la pandemia. Con Baza y Sierra Nevada como centro de operaciones durante su trabajo preparatorio, llegó a Tokio con unos objetivos cogidos por pinzas que, sin embargo, acabaron dando sus frutos, como él mismo reconoce durante su entrevista con ESTADIO Deportivo.

Su bronce en Tokio 2020 no es más que la consecuencia de un largo trabajo de preparación. Una carrera que ha ido 'in crescendo' desde que comenzó a nivel regional en Andalucía y que supone un mérito más a todo lo que viene consiguiendo el deporte andaluz en los últimos tiempos. Y es que la película ha cambiado bastante desde que David Valero empezó en el mountain bike hasta nuestros días. No solo a nivel de infraestructuras, sino también en lo que respecta al nivel de formación que tienen los jóvenes que ahora quieren practicar un deporte en Andalucía. Por ello, David Valero presume orgulloso de haber podido competir representando a Andalucía a nivel nacional e internacional, algo que le enorgullece tanto como haber ganado un bronce en unos Juegos Olímpicos con España.

- ¿Cómo fue la experiencia en Tokio 2020?
- Fueron unos Juegos Olímpicos un poco raros, aunque ya era mi segunda participación, ya había estado en Río 2016. Y han sido un poco extraños por la situación que teníamos de la pandemia, pero al final son unos Juegos y el espíritu que se respiraba era un espíritu olímpico. Las ganas que había de competir y de llevar a cabo esos Juegos Olímpicos la verdad que fueron increíbles. Para mí, poder estar en unos segundos Juegos, representando otra vez a España y haciendo una buena actuación, fue impresionante. Porque al final tú no vas de vacaciones, sino que vas con la mentalidad puesta de decir "Voy a por todas y no descarto nunca la medalla". Hasta que no acaba la carrera es cuando tienes que sacar las conclusiones positivas o negativas. Creo que como experiencia fue increíble.

David Valero, bronce en Tokio 2020: "Fueron unos juegos Olímpicos un poco raros por la pandemia"


- ¿Cómo fue ese momento en el podio al saber que está representando a España, a Andalucía y a tanta gente?
- Para mí es un peso que me enorgullece, porque al final sé el apoyo que hay detrás sobre todo en la disciplina de mountain bike. Yo creo que hay que estar bastante orgulloso de estar representado a tu país en unos Juegos Olímpicos, porque al final vas en representación de toda España, de Andalucía, de Granada e incluso de Baza, que es de donde vengo y donde casi todo el mundo me conoce. Para mí es lo más, sobre todo por la confianza que te transmite la gente, el apoyo y el ánimo que te dan los días previos y todo lo que conlleva eso. Hay presión, porque al final sabes que tienes que hacerlo lo mejor posible para dejar lo más arriba a todo nuestro país. Pero bueno, se va llevando bien.

- El camino hasta llegar a Tokio no sería nada fácil. ¿Cómo fue ese periodo de preparación?
- Han sido dos años un tanto caóticos, después de suspender los Juegos en 2020. Antes de suspenderlos hubo muchos nervios y mucha tensión porque había países que estaban confinados y otros que no. Había gente que estaba compitiendo mientras nosotros estábamos confinados y fue un momento muy difícil. Pero cuando se suspendieron decidieron que todo el mundo estaría en igualdad de condiciones. En 2021 empezó una temporada con mucha incertidumbre también, porque había eventos que se hacían y otros que no. Había que conseguir los puntos necesarios para poder ir a Tokio. El seleccionador aún tenía las plazas sin decir porque al no haber competiciones lo más lógico era que fuera el que estaba en mejor forma en esos momentos. Al final no fue muy precipitado, pero fue un poco sobre la marcha y viendo quién estaba mejor y que pudiera hacer un mejor papel en los Juegos.

- ¿Cuándo dio ese salto a nivel más profesional?
- Siempre he estado compitiendo y digamos que en 2013 fue cuando gané mi primera Open de España. Estaba entre los cuatro mejores de España y fue cuando di un primer paso hacia un nivel más profesional, con más apoyos de los equipos y de estructuras que me apoyaban a poder dedicarme al ciclismo y poder dar el máximo de mí.


- ¿Dónde entrena normalmente?
- Normalmente mi residencia habitual es en Baza, donde vivo. Pero entreno bastante en Sierra Nevada, tengo la suerte de estar a una hora y media de casa y hago bastantes concentraciones para buscar un mejor rendimiento. Entre eso y las competiciones estoy de un lado para otro dando vueltas. Al final el punto central es Baza y es donde suelo entrenar y estar la mayor parte del año.

- ¿Cuál ha sido su experiencia en el deporte a nivel regional en Andalucía?
- Como cualquier deportista empezamos desde la base compitiendo a nivel provincial, luego vas subiendo un escalón a nivel andaluz y ya después das el salto a nivel nacional e internacional. En el inicio corría con clubes cercanos de aquí de Granada e incluso de Murcia por la proximidad. Cuando empecé a correr a nivel andaluz fue cuando tenía 18 años en algún que otro Open de Andalucía e incluso Open de España que a lo mejor se celebraba en Andalucía. Sobre el año 2000 fue cuando empecé a correr un poco más y la Federación Andaluza me dio la oportunidad de llevarme convocado para participar en los campeonatos de España, que eran en Montjuic. A partir de ahí empezaron a tenerme en cuenta en las competiciones, que es la manera de dar confianza a los chavales y seguir compitiendo. Siempre me ha sentido muy orgulloso de representar a Andalucía en los campeonatos de España. Por ejemplo, el año pasado ganamos el Campeonato de España de relevos por equipos. Es una experiencia bastante bonita. Me siento andaluz y me gusta representarlo en cualquier evento donde compito.

- ¿Cómo cree que se está incentivando el deporte en Andalucía?
- Tenemos suerte de vivir en Andalucía por muchos factores. Creo que tenemos un sitio espectacular para practicar cualquier deporte. Cada vez se está apoyando más a las escuelas, que al final es la parte importante para que haya futuro y el deporte siga. Poco a poco se van haciendo cosas. Este año ha habido en Huelva la carrera por etapas de cuatro días a nivel internacional que ha sido de gran nivel. Algo que hay que agradecer de poder estar aquí es el clima, en el que puedes ir a correr una carrera en febrero y estar de corto con buena temperatura. Se están llevando a cabo varios torneos aquí en Andalucía que hacen fijar el punto en nuestras tierras y que todo el mundo se fije.

- ¿Qué oportunidades tienen en Andalucía los niños que quieren aprender el mountain bike?
- Al final hay muchas oportunidades hoy en día. Es más fácil tratarse, tener un amigo o algún familiar que practique mountain bike. Es rara la casa en la que no hay una bicicleta de montaña, aunque sea muy, muy barata. Eso lo facilita mucho, sobre todo el desplazarte con la facilidad que tenemos hoy en día, en el que un viaje de cien kilómetros no supone ningún cansancio mental a nadie. A parte, el tema de las escuelas ha crecido muchísimo. Hay varias escuelas en Granada que tienen un amplio número de alumnos. Por ejemplo, aquí en Baza, un pueblo de veinte mil habitantes, tenemos alrededor de cien alumnos. Es increíble cuando los ves y la habilidad que cogen. Al final esto da pie a que haya futuro y a que pueda afrontar esta disciplina. Yo la verdad que estoy superorgulloso de ello y al final me motiva mucho más al ver que no tienen límite.

- Para estos chavales será su referente, ¿ha tenido algún deportista andaluz que sea su referente?
- Referente andaluz no he tenido así ninguno en mountain bike porque siempre ha habido gente muy buena: Antonio Ortiz, Quillo Márquez o Rubén Ruzafa. Quizás el referente andaluz más joven que he tenido ha sido Rubén, porque siempre por edad le seguía el ritmo. Estos chavales a mí me dan fuerza porque los veo, me motivan y me dan fuerza para seguir hacia adelante. También, por ellos, intentar agrandar el palmarés y todo lo que haga falta. Con trabajo y con constancia se puede llegar a conseguir grandes cosas.

- ¿Puede explicarnos cómo ayuda la Fundación Andalucía Olímpica a los deportistas andaluces?
- Es un proyecto que nos ayuda a representarnos a todos los andaluces que hemos sido olímpicos y a los que tienen una proyección para ir a una prueba olímpica. Creo que con una pequeña ayuda económica y con las instalaciones a nivel andaluz, que las ponen al servicio de los deportistas. Es una iniciativa muy positiva en Andalucía, ya que tenemos un medallero muy amplio en olimpiadas. Andalucía tiene una trayectoria deportiva increíble y un gran potencial que tienen que conservarlo y que de esta forma puedan conseguir su sueño.


- ¿En qué proyecto está ahora?
- Ahora empiezo la temporada. Empiezo la disciplina olímpica de 'cross country', donde corremos en Valencia, en Girona y en La Nucía. Tenemos tres semanas bastante entretenidas para ir cogiendo ritmo y sensaciones. De ahí a la Copa del Mundo, que es abril en Brasil. Y ahora es cuando empieza el tiempo a correr muy rápido. Cuando te das cuenta, estamos en octubre y se acaba el año. Estamos con ganas, con ilusión de afrontar esta nueva temporada y con incertidumbre, porque va a ser un poco más relajada. Después de conseguir un bronce en Tokio estás más relajado, pero siempre hay ganas de querer demostrar.

- ¿Es lo mismo prepararse para una Copa del Mundo que para unos Juegos Olímpicos?
- No es lo mismo, pero en parte sí. Al final son dos pruebas totalmente distintas. Para los Juegos Olímpicos hay bastante más presión tanto mediática como personal porque es una prueba que haces cada cuatro años. Un campeonato mundial, que es la prueba más importante de la temporada, también la preparas con un mimo especial. Siempre hay que hacerlo lo mejor posible y rendir al máximo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Estadio Deportivo
Estadio Deportivo
 
Avda. San Francisco Javier, 9 - Edificio Sevilla 2 planta 8, 41018 SEVILLA - Teléfono.: 95 493 39 40
POLÍTICA DE PRIVACIDAD | POLÍTICA DE COOKIES | Aviso legal