Estadio DeportivoHueco blanco

Granada 1-1 Barcelona: Puertas se la devuelve al Barça

Granada 1-1 Barcelona: Puertas se la devuelve al Barça
Antonio Puertas celebra el gol del empate del Granada. - Chema Ruiz España
Chema Ruiz EspañaChema Ruiz España9 min lectura
Es conocido popularmente que la venganza se sirve en plato frío, y el Granada dejó reposar la suya en la nevera durante nada menos que 110 días. Es el tiempo que transcurrió entre que Ronald Araujo empató para privar al conjunto rojiblanco del triunfo en el Camp Nou, el pasado mes de septiembre, y Antonio Puertas, este sábado, se la devolvió al Barça. El almeriense anotó un golazo por la escuadra cuando el encuentro agonizaba en Los Cármenes, con la victoria en camino de la Ciudad Condal gracias a un cabezazo de Luuk de Jong. Los de Robert Moreno, que jugaban con un hombre más, igualaron con ello el duelo, por momentos de ida y vuelta pero con la pólvora mojada en ambas áreas, y enlazaron su séptima jornada consecutiva sin hincar la rodilla. El catalán ya entra en la historia granadinista, por haber sumado ante el cuadro culé tanto en la primera como en la segunda vuelta.

Víctor Díaz fue finalmente el elegido por el preparador para paliar la baja de Germán, confinado, que fue el único nombre que hubo que tachar de la alineación rojiblanca. Soro, en idénticas condiciones que el central gaditano, también se quedó fuera de la lista, pero su ausencia en el banquillo fue paliada por el recién llegado Álex Collado. Quiso el calendario que el extremo de Sabadell pudiera enfundarse la rojiblanca horizontal por primera vez justo el día en el que el Granada se medía al club que le acaba de ceder. No partió de inicio, menesteres delegados para los mismos que saltaron al Martínez Valero, con la citada salvedad en el centro de la zaga. Formó Torrente, frente a Maximiano, con Quini y Neva a los costados. Milla y Gonalons se aposentaron en la franja ancha y tanto Puertas como Machís se adhirieron a la cal. Molina jugó en punta y Suárez se descolgó.

Dispuestos los rojiblancos ante un Barça en transición, con De Jong en punta aun con las maletas preparadas y los chavales de La Masía con rienda suelta para inventar -formaron Gavi, Nico y Jutglà de inicio-, se pusieron desde el inicio el cuchillo entre los dientes y comenzaron a atosigar a los de Xavi Hernández. El plan de Robert Moreno pasaba por no dejar construir al conjunto blaugrana. Forzó Neva una falta que Luis Suárez no pudo rematar y el propio atacante colombiano, con ayuda de Machís, robó en la medular para forzar un contragolpe trastabillado finalmente.

La receta era eficaz, con los visitantes aturullados y los rojiblancos amenazantes en su campo, pero una sola acción elaborada les bastó para enviar el balón a la red y avisar al entramado nazarí de los riesgos que entrañaba. Lo hizo De Jong, al cabecear un envío desde el costado zurdo del ataque culé, pero el tanto fue anulado por un justísimo fuera de juego de Nico en el trenzado de la jugada. Fue el primer duelo que perdió Torrente ante el neerlandés, que le hizo retroceder más de la cuenta; en su segundo lance, similar al anterior, el punta remató desviado de espuela. Le amargó la tarde al joven murciano.

Presentadas las armas, los dos contendientes empezaron a usarlas para imprimir electricidad a la cita. Dani Alves allanaba el camino a Dembélé y el francés buscó la escuadra, sin lograr darle suficiente comba. Después robó Jorge Molina en campo rival y Puertas, en la frontal, cedió el esférico para que Machís golpeara con malicia, atento entonces Ter Stegen para palmear abajo. El vinotinto, desequilibrante, pisó línea de fondo para forzar el córner y Gavi obligó a Maximiano a frenar su carrera. Entretanto, Milla y De Jong reclamaron sendos penaltis que no parecieron.

Más habituados a estas lides, los de Robert Moreno apretaron los dientes y juntaron líneas hasta el descanso para obstruir la creatividad culé hasta el descanso. A la vuelta de la caseta, continuó el intercambio. Lo intentó Machís, desviadísimo desde la frontal, y le emuló Dembélé, con ganas de ser protagonista en el duelo. Después fue Piqué el que no logró orientar un testarazo y Luis Suárez golpeó mal el balón tras un centro de Milla desde línea de fondo.

Perdía pulsaciones el juego y el Barça lo aprovechó para trazar líneas de pase. Se saltó Dani Alves la construcción al atisbar la cabeza de De Jong por encima de la de Víctor Díaz y Torrente, le envió un balón envuelto con lazo y el neerlandés, con un giro de cuello perfecto, batió a Maximiano. El luso apenas pudo contemplar la parábola del balón, tras un remate muy similar al del gol que le fue anulado en el primer tiempo.

Sonados los rojiblancos, que casi ni vieron por dónde les vino el golpe, intentó Robert Moreno levantar a su equipo moviendo piezas. Regresaron Montoro y Domingos Duarte, en el lugar de un desbordado Gonalons y de Víctor Díaz, a quienes se unió Collado, que reemplazó a Machís. Pero el Barça había hallado ya la calma y los huecos. Movió el balón sin inquina ni excesiva oposición y cerró los carriles laterales, vía por la que trató de profundizar el Granada. Quini encontró una fuga y Dani Alves desvió el disparo de Puertas. Al contragolpe, Abde no logró cerrar su disparo hacia el arco.

Collado, que llevaba poco sobre el césped, agitó el tramo final del encuentro al provocar la expulsión de su antiguo compañero Gavi, que vio su segunda amarilla por derribarle en carrera. Entraron Escudero y Bacca en los rojiblancos para inclinar el campo hacia la meta de Ter Stegen, que repelió un disparo de Milla desde la frontal. El guardameta atrapó después un centro de Puertas, que entonces se frustró sin saber que acabaría con una sonrisa de oreja a oreja. Se exprimieron los de Robert Moreno, volcados sobre el área rival, y en un córner encontraron el premio.

Busquets no acertó a alejar el envío, que le quedó a Puertas inmóvil en una ubicación inmejorable. Como no tenía demasiado tiempo para pensar, encogió su pierna menos buena para conectar un golpeo que envió la pelota a la esquina, ante la mirada de Ter Stegen. El almeriense se fundió con la hinchada y los rojiblancos guardaron con llave el punto. Son 24 ya en las cuentas de los pupilos de Robert Moreno, en un momento más que dulce. El técnico, ya en los anales rojiblancos, continúa tornando la opinión sobre él.

Ficha técnica

Granada CF: Luís Maximiano; Quini (Bacca 82'), Víctor Díaz (Domingos Duarte 66'), Torrente, Carlos Neva (Escudero 82'); Antonio Puertas, Milla, Gonalons (Montoro 61'), Darwin Machís (Álex Collado 66'); Luis Suárez y Jorge Molina.

FC Barcelona: Ter Stegen; Dani Alves, Eric García (Lenglet 53'), Piqué, Jordi Alba; Busquets, Gavi, Nico; Dembelé (Álvaro Sanz 82'), Jutglà (Abde 60') y Luuk De Jong (Memphis 60').
Goles: 0-1: De Jong, min. 56; 1-1: Puertas, min. 89.

Árbitro: Pablo González Fuertes. Amonestó a los locales Gonalons y Bacca, así como a los visitantes Lenglet, Memphis y Abde. Expulsó al visitante Gavi por doble amarilla.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la 20ª jornada del campeonato nacional de Liga en Primera división, disputado en el estadio Nuevo Los Cármenes, ante 14.442 espectadores.