Estadio DeportivoHueco blanco

Luis Enrique no se corta con Messi y Argentina

El seleccionador asturiano confesó que España y la selección argentina comparten el mismo "recinto" en Qatar

Luis Enrique no se corta con Messi y Argentina
Messi y Luis Enrique - UES
José Antonio RiveroJosé Antonio Rivero3 min lectura

El seleccionador español, Luis Enrique Martínez, confesó este viernes su deseo sobre el Mundial de Qatar 2022, asegurando que, si no es España, le gustaría que la Argentina de Lionel Messi fuera campeona del mundo, puesto que "sería injusto" que Messi se fuera del fútbol sin una Copa del Mundo.

"Si no ganara España el Mundial me gustaría que lo ganara Argentina por un jugador de la talla de Leo Messi. Sería injusto que se fuera sin ganar un Mundial, aunque sinceramente creo que podría jugar otro más, el sexto por capacidad física. Pero prefiero que gane España", aseguró el seleccionador en su primer directo como 'streamer'.

El técnico asturiano respondió a preguntas de los más de 150.000 espectadores que llegó a alcanzar su directo, como los favoritos de su lista para vencer el Mundial.

"A Brasil y Argentina no hay nadie que los elimine, Francia que es actual campeona, Alemania porque nadie cabal la puede quitar de las favoritas, España, Inglaterra, como sorpresa Países Bajos y Bélgica siempre está por ahí", destacó.

Luis Enrique también comentó que argentinos y españoles están en el mismo lugar en Qatar. "Compartimos, como curiosidad, recinto con Argentina. Aunque estamos separados por vallas. Vemos también las luces de los entrenamientos de Países Bajos", confesó.

Valoró Luis Enrique el debut de la selección española ante Costa Rica, recordando que por historia el primer día en el Mundial no se le da bien a la Roja.

"Costa Rica es una selección que se clasificó en la repesca ante Nueva Zelanda, jugaron con un hombre más, acabaron con defensa de cinco. Hay jugadores conocidos en España como Keylor Navas o Campbell. Los sudamericanos saben a lo que juegan, tienen un entrenador experimentado y será difícil porque en un debut en un Mundial no hay partido fácil", opinó.

"Somos muy optimistas y tenemos muchas ganas de que llegue el debut, que siempre cuesta históricamente a España, y provoca excitación", añadió.

El asturiano no dudó a la hora de marcar el objetivo a sus jugadores, de pasar a octavos de final como primeros de grupo, sin pensar en que Brasil se convertiría, si también avanza primera, en el posible rival de cuartos de final.

"Nuestro objetivo es quedar primeros de grupo, no especular con ser segundos. Sabemos con quién nos cruzamos y sabemos que si Brasil queda primero y pasamos octavos, podría ser el rival, pero quien dijo miedo", afirmó Luis Enrique.