Estadio DeportivoHueco blanco

Un lavado de cara por menos de 15 millones de euros en el Almería

El conjunto rojiblanco ha conseguido alinear a gran parte de sus fichajes en esta jornada y ha dado sus frutos

Un lavado de cara por menos de 15 millones de euros en el Almería
La UD Almería durante el calentamiento antes del partido ante el Rayo Vallecano - LaLiga
Luisma SanchezLuisma Sanchez3 min lectura

Este fin de semana en Almería se vive cierta alegría tras la victoria del equipo ante el Rayo Vallecano de Andoni Iraola. El equipo dio una lección de intensidad durante la gran mayoría del partido. Es por eso por lo que aún dura la resaca del sábado, a pesar de que el partido se jugase a mediodía. Rubi consiguió alinear a varias caras nuevas en el once que parecen haber llegado para quedarse.

La Unión Deportiva Almería de Rubi ha sufrido un gran lavado de cara. Sobre el césped, el técnico catalán alineó a más caras nuevas que conocidas. La verdad es que dio resultado y se demostró que llegaron para aportar más aún la columna que sostenía al equipo en Segunda división. Lo mejor de todo es que ese lavado de cara al Almería y a su dirección deportiva le ha costado menos de 15 millones de euros, teniendo en cuenta la calidad de sus fichajes.

Para muchos, el hombre del partido, Leo Baptistao, a pesar de no marcar gol, pero transmitió sangre y energía al equipo. El hispano-brasileño llegó a Almería este mismo verano por la cantidad de 1,53 millones de euros. A sus 30 años recién cumplidos se le espera que de más actuaciones como las del otro día.

Otro de los que fue bastante importante, Adrián Embarba. Dio dos asistencias y aportó mucha calidad, necesaria en Primera división. Lo único malo es que fue expulsado por una doble amarilla que le impedirá jugar frente al Real Betis. El madrileño llegó a Almería gratis. Al igual que Mendes, que también demostró ser fue disciplinado en defensa y que de momento parece comerle la tostada a Alejandro Pozo.

El Bilal Touré llegó para marcar la diferencia y ya lo está haciendo con la camiseta de la UD Almería. Es cierto que el maliense ha sido el más caro en este mercado, al costar 10 millones de euros, pero fue como solución ante la marcha de Umar Sadiq a la Real Sociedad. Al delantero se le vio brincando sobre el césped y bajando balones con su pecho como si estuviese jugando en el patio del recreo.

Melero fue la brújula. Sin duda alguna es muy importante en el esquema de Rubi, que parece que poco a poco va dando con la tecla. El futbolista madrileño llegó por 1,9 millones de euros procedente del Levante UD y ahora se está convirtiendo en indispensable. En cuanto siga sumando minutos y tenga más rodaje tras la recuperación de su lesión, veremos al centrocampista jugar muchos minutos con el equipo del técnico rojiblanco.